Tribunal – Universidad, un vínculo que rinde frutos en Cienfuegos

Compartir en

Tiempo de lectura aprox: 2 minutos, 49 segundos

No es de ahora en que ha tomado notoriedad el proceso de evaluación institucional de la Universidad de Cienfuegos “Carlos Rafael Rodríguez” (UCf).  El vínculo de esta casa de altos estudios y la sede judicial transita ya varios años, aunque no es menos cierto que, en los últimos tiempos, son aún mucho más palpables los resultados.

Cuando una entra a los predios del Tribunal Popular Provincial en la Perla del Sur y descubre jóvenes jueces que no hace mucho llegaban allí como estudiantes de la Licenciatura en Derecho para tener un acercamiento mayor, tiene la certeza de que ha sido valedera esa aproximación.

Tal es el caso de Gabriela Mayo López, actual presidenta de la sección Civil del Tribunal Municipal de Cienfuegos y que integrara el primer grupo de muchachos que desde la UCF llegó al órgano judicial para permanecer. “Me vinculé desde el tercer año, rememora.  Inicié por la sección Civil de la sede municipal, pero también pude vincularme a otras en el Tribunal Provincial, y ello me sirvió de mucho, porque cuando me gradué y tomé posesión ya conocía el trabajo: cómo hacer una resolución judicial, cuáles eran líneas, cómo se proyectaba la institución jurídica. En resumen, que el vínculo del Tribunal con la Universidad es bien importante y los resultados en nosotros como profesionales y en ambas instituciones son evidentes”.

Amanda Lucía García Cabrera es también una joven jueza que hoy agradece la oportunidad de, desde la carrera, conocer mucho mejor su profesión. “También me vinculé desde tercer año y desde entonces me enamoré del trabajo en el Tribunal. Por otra parte, nuestros profesores, en mayoría son abogados, jueces, fiscales, muy pocos se dedicaban solamente a la docencia y eso nos ayudó muchísimo porque, ellos nos transmitían las experiencias de estar, como suela decirse, en “la caliente” y eso nos aporta conocimientos que luego reforzamos aquí en el Tribunal”, dijo.

OTROS RESULTADOS

Reconoce Mairobys Sarduy Alejo, presidenta del Tribunal Provincial Popular, lo provechoso que ha resultado para la institución la presencia de los estudiantes de la carrera de Derecho en estos últimos años.

“Hemos hecho un gran equipo de trabajo.  Ellos encuentran aquí la visión práctica de lo que les imparten en la Universidad y nosotros podemos contar con una fuerza joven y dispuesta que asume diversas labores, fundamentalmente como asistentes judiciales y eso permite mantener la dinámica de nuestro trabajo y que se haga con calidad; incluso una buena parte de los muchachos hoy ocupa plazas en el sistema de tribunales.

Por otra parte, ellos tienen garantizado un espacio en las disimiles acciones de capacitación que se realizan: “Han sido partícipes en los diversos eventos y jornadas científicas que realizamos, no solo con su presencia sino con ponencias muy interesantes y a tono con las nuevas leyes, como es el caso del Código de las Familias.

“También están presentes en cada una de las actividades que realizamos: matutinos, intercambios, eventos, visitas a lugares de interés histórico dentro y fuera de la provincia; en fin, que no hay actividad en que no estén”.

Importante resulta el hecho de que varios profesionales del Tribunal hoy están categorizados como profesores y aunque no todos imparten docencia en el alma mater perlasureña; sí fungen como tutores de tesis y otros trabajos científicos; además de guiarlos durante sus prácticas en la institución.

AGRADECIDOS SIEMPRE

Yulianela Bermúdez Pascual y Claudia Beatriz Curbelo Capote son estudiantes de Derecho. Ahora mismo ellas protagonizan el fructífero vínculo que les permite transitar la etapa universitaria con mayor conocimiento acerca de su especialidad.

“Desde segundo año estoy vinculada, empecé en la sala segunda de lo penal, sala de los Incidentes, del Tribunal provincial, en la cual permanecí por espacio de cuatro meses”, explica Yulianela quien ahora mismo se encuentra en la sección Civil del Tribunal Municipal de Cienfuegos: “es una oportunidad muy provechosa para los estudiantes; ojalá todos la tuvieran. Ha sido muy fructífero este vínculo, pues el aprendizaje ha sido mutuo.

“Los jueces nos ayudan con nuestras tareas, pero también asumimos distintas aristas del trabajo en la práctica, Mantengo excelentes relaciones con todos.  El Tribunal es como mi segunda casa y me gusta estar aquí; es una de las mejores cosas que me ha pasado”.

No difiere mucho la experiencia de Claudia Beatriz; no obstante, nos comparte sus opiniones: “Han confiado en nosotros siempre y nos han permitido diseñar sentencias, redactar autos y realizar labores de secretaría y eso nos ha ayudado mucho, porque el iniciar la carrera no teníamos toda la noción; sin embargo, luego de ver la práctica estamos mucho mejor preparados para asumir.

“Aquí en el Tribunal vemos el derecho más puro, siempre nos han abierto las puertas y eso lo agradecemos mucho”, asegura.

No es de ahora. El vínculo de la casa de altos estudios de Cienfuegos y la sede judicial transita ya varios años, con fructíferos resultados. El provecho es mutuo porque se fortalece la calidad de la impartición de justicia y de la enseñanza del Derecho en predios perlasureños.

Visitas: 19

Tay Beatriz Toscano Jerez

Periodista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *