Electromedicina: el cotidiano oficio de la resistencia | 5 de Septiembre.

Electromedicina: el cotidiano oficio de la resistencia

Foto: Centro de Documentación.

El Centro de Ingeniería Clínica y Electromedicina en Cienfuegos se engalanó este 3 de octubre para conmemorar los 55 años de creación de los Servicios de Electromedicina en Cuba, considerada una especialidad más en la rama de la Salud, por su importancia en la sostenibilidad de la tecnología, que confirma diagnósticos y mantiene con vida a pacientes.

Al decir de su director, el ingeniero Carlos Luis Dorticós Morales, los más de 110 electromédicos con que cuenta la provincia resultan vitales para el funcionamiento con calidad de la tecnología médica y el mobiliario clínico, con ingenio e inventiva. En lo que va de año ya tienen en su haber unas 20 mil acciones de reparación.

Están en los hospitales, policlínicos, consultorios del médico de la familia, el banco de sangre, y todas las instituciones del sector, para que el personal de salud aproveche la tecnología, esa que muchas veces no tiene piezas de repuesto o reemplazo, procedentes de las más heterogéneas geografías.

Un aula para la capacitación, sede además de los círculos de interés de estudiantes del preuniversitario Eduardo García Delgado, y de los institutos politécnicos José Gregorio Martínez y 5 de Septiembre, quedó lista durante la celebración, iniciativa que garantizará el relevo.

En la ocasión fueron congratulados quienes se destacan en su labor. Momento en que el director del centro entrega reconocimiento./Foto: Juan Carlos Dorado

“Los resultados que exhibe este centro de ingeniería en los eventos científicos, avalan al colectivo como la vanguardia en la solución técnica a los equipos. Son un apoyo imprescindible en la labor asistencial para el personal médico”, aseveró la Dra. Amarilys Martínez Guerra, directora de ciencia e innovación tecnológica de la Universidad Médica de Cienfuegos, presente en el homenaje.

“Yo los llamo guerrilleros de la resistencia, por todo cuanto innovan”, decía al concluir el acto Salvador Tamayo Muñiz, director provincial de Salud. “Miembros de la brigada internacionalista Henry Reeves son imprescindibles durante la colaboración en otros países; y acá. Recuerdo cuando en una ocasión el hospital se quedó sin conexión de vacío y Michel (hace referencia a un técnico de Electromedicina) lo solucionó. Allí estuvimos con él hasta la madrugada, quien más tarde nos confesó que nunca antes había desarmado un sistema de ese tipo”. Por esta y más razones, cuando de sortear el bloqueo se hable, ahí estarán siempre los electromédicos, en la lidia de encontrar respuestas donde a veces no las hay y es preciso innovar, porque este es un oficio de resistencia.

Dra. Amarilys Martínez Guerra, directora de ciencia e innovación tecnológica de UCM Cienfuegos./Foto: Juan Carlos Dorado

8 thoughts on “Electromedicina: el cotidiano oficio de la resistencia

  1. Pues Midaimys que se informe bién porque yo no tengo porque mentir, la queja se dio, si lo resolvieron, no lo sé, porque mi Tia ya no está, pero si la cosa es asi no me acerco, ni comento, ni leo más…

  2. En todos los consultorios existen dos tipos de efimos y cada sala del Hospital, y más en ICTUS tiene su equipo. Por favor, en casos como estos, cada institución cuenta con oficinas de atención a la población, por lo que agradecemos sea informado oportunamente.

  3. Estimadas lectoras Yaneysi y Laly, yo las conmino, como al resto de los lectores, a utilizar los canales que existen para las quejas e inquietudes, y no es que molesten sus comentarios, por el contrario, pero no podemos permitir que el mal trabajo quede impune, y que se empañe el esfuerzo de muchos. La tecnología médica, los insumos médicos, medicinas, equipamientos, muebles, como camillas, camas especiales, mesas quirúrgicas… son las más difíciles de conseguir en el mercado internacional, son las que más prohibiciones tienen por el bloqueo, que aunque muchos se empeñen en negar, está ahí, latente, agazapado. Por eso, una tecnología que se adquiere hoy, mañana no se consiguen piezas para repararlas y ahí precisamente es donde está la RESISTENCIA de los técnicos e ingenieros de Electromedicina, para innovar e inventar, incluso pasarse una noche sin dormir para no dejar al Hospital sin Vacío, como cuento en la información, ellos son seres humanos comunes y corrientes, con carencias y problemas, a ello me referí en mi trabajo. Cada vez que nos maltraten, cada vez que falte algo,cada vez que nos mientan… ahí está la atención a la población, es solo bajar a la planta baja del hospital y ahí hay una persona que nos atiende y tiene la responsabilidad de tramitar una respuesta, es preciso reclamar por nuestros derechos, y cuando todos los mecanismos fallen, entonces estamos nosotros para denunciarlos. Pero la gente no va, no se queja, prefiere andar divulgándolo a los cuatro vientos, y eso se llama desidia, y así no se puede, gracias por acercarse y comentar, y por leernos

  4. Magalys, te diré que mi tía ingresó por una isquemia cerebral y en la sala ICTUS 9A, 5to. piso, no hay para tomar presión, además de muchas otras cosas más, que no vale la pena perder el tiempo en informarlas… Saludos.

    1. Si no hay efimos y estetoscopios, ¿la culpa es de Electromedicina? ¿Serán ellos quienes lo comprán o quienes lo reparan? ¿Saben dónde queda Salud municipal y provincial? Allí hay personas que atienden a la población, pues a quejarse con ellas y con todos los responsables. En el Hospital, por la entrada de la rampa, al lado, está el Puesto de Mando y Atención a la Población; al burro, los palos donde se caiga, digo yo, alguien tendrá que responder, y será siempre el mejor lugar, a la hora precisa, antes de andar en plan desacreditación a mi trabajo.

  5. fui al consultorio y una paciente pregunto si tenia equipo para que le tomaran la presion , la dra no tenia equipo para tomar la presion , informo que ni en electromedicina tenian para arreglarlo. que eso pasaba en casi todos los consultorios . Ojala y puedan dar soçucion .

    1. Estimada Yaneysi, ¿podría usted aportar cuál es su consultorio y área de salud para que los directivos del sector puedan actuar en consecuencia y su queja sea atendida; y de esa manera no desacreditar a quienes sí hacen hasta lo imposible para que la tecnología médica funcione? Todos no caben en el mismo “saco” y es hora ya, si queremos que esta sociedad se organice, de que comencemos a quejarnos donde, cuando y con quien corresponda, y así no permitimos que se nos evada y maltrate. Gracias por leernos y comentar, la autora

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles