Concurso Lente patrimonial: espacio para privilegiar el entorno de Cienfuegos

0
390
Concurso Lente patrimonial espacio para privilegiar el entorno de Cienfuegos./Foto: Juan Carlos Dorado

Tras otorgarse los reconocimientos del I Concurso de Fotografía Lente patrimonial se percibe que el gran triunfo no ha sido tanto para la joven acreedora de los máximos lauros del certamen o sus colegas artistas de la lente acompañantes -quienes ostentan, todos, su justo mérito por participar y vencer-, sino para la ciudad.

El entorno patrimonial de Cienfuegos, guarecido para la posteridad al sellarle pasaporte en el tamiz del obturador a una visión artística marcada por el amor a nuestro escenario pasado, presente y futuro de convivencia. Apostar por privilegiarlo, mimarlo, visibilizarlo (y así tener más razones para preservarlo): eso es cuánto más ganancia acumula una idea que, desde la pregnancia de la imagen, justiprecia cuánto somos y lo propone en tanto instancia de evocación perenne sustantivada en la díada milagrosa del respeto y el cuido.
Otra de las magníficas ideas surgidas de la Oficina del Conservador de la Ciudad, con el respaldo auspiciador de la Asamblea Municipal del Poder Popular, halló respuesta por conducto de cerca de un centenar de instantáneas entregadas, a loor del realce del medio local, sus iconos y sujetos vivientes. Sus autores, la mayoría jóvenes, hablan de continuidad en el oficio y del proverbial cariño de los lugareños por su terruño.
Presidido por el fotógrafo Yoel de la Paz e integrado además por su colega Omar García Valenti y el artista visual Osmany Caro Yulls, el jurado decidió entregar sus premios, los cuales están expuestos, junto al resto de las piezas finalistas, en la galería Bulevar.

La bisoña creadora Yaritza Moya García resultó la máxima vencedora del concurso, al granjearse los dos primeros premios del par de categorías en liza. En virtud tanto del excelente encuadre, uso y ritmo de la composición, como del empleo de líneas que desplazan la atención hacia el foco de interés en una obra, ella mereció la honra en el apartado de Patrimonio material por su fotografía Nichos verticales del cementerio de Reina.

También repitió el mismo mérito en la franja de Patrimonio inmaterial (segmento de escasa presentación de materiales), mediante su trabajo El Benny sigue en pie, el cual sobresale a consecuencia del creativo uso de la velocidad de obturación en la búsqueda de movimiento en la escena, amén de por el acertado recurso de la desaturación para acentuar el interés en la acción y lograr el contraste figura/estática/movimiento distintivo de la pieza.

Otros artistas reconocidos en más de una ocasión fueron Adrián Millán del Valle (segundo premio y mención en Patrimonio inmaterial) y Frank Daniel Rodríguez García, acreedor de menciones en ambas parcelas temáticas. El tercer premio en Patrimonio inmaterial recaería en manos de Lenier González Hernández. Su colega Roxana Labairo Batista obtuvo mención en la otra área en concurso.

La versión de apertura de la lid convocó a aficionados y profesionales del territorio, quienes presentaron imágenes capturadas de julio a noviembre de 2017, tomadas solo con ajustes de contraste e iluminación. Para ediciones venideras, los organizadores valoran la posible participación de creadores no residentes en Cienfuegos.

Cual fuere el caso, el concurso debe mantenerse, en tanto constituye otro espacio de creación artística cuyo eje temático rector es la ciudad, al tiempo que habría de instituirse en rampa de promoción nacional e internacional de sus rostros más o menos visibles, rumbo a los dos siglos y mucho más allá. Desde el orgullo inigualable de aupar los símbolos de la más raigal autoctonía.

Dejar respuesta