¡Cómo cuesta montarse en patines! | 5 de Septiembre.
mar. Oct 15th, 2019

¡Cómo cuesta montarse en patines!

Las cifras se mueven por encima de los tres dígitos, en CUC, y algunos ubican en 200 el mínimo de la inversión. /Ilustración: Ández

Las cifras se mueven por encima de los tres dígitos, en CUC, y algunos ubican en 200 el mínimo de la inversión. /Ilustración: Ández

No siempre el talento alcanza. Hay deportes en los cuales la técnica determina mucho más de lo que influye, y el respaldo financiero supera lo imprescindible: de élite les llaman algunos y el patinaje, en cualquiera de sus variantes, figura entre ellos.

A diferencia del resto de los deportes, aquí recae sobre los padres TODO el peso de la gestión, pues el INDER no tiene, no puede o no le alcanza para asignaciones frecuentes, ni siquiera esporádicas. Y no hablamos de cualquier tipo de patines: la competencia los requiere profesionales, variando según el nivel de práctica, la talla del atleta y la modalidad. Eso, si se quiere entrenar en serio.

Por increíble que parezca, algunas familias asumen el costo para satisfacer los deseos de sus pequeños. Las cifras se mueven por encima de los tres dígitos, en CUC, y algunos ubican en 200 el mínimo de la inversión. Incluso encargándolos en el extranjero el pago resulta considerable y en caso de reventas o “recompras” los números se disparan.

Los encarece el grado de especialización, materiales, generación, marca, tiempo de uso… El asunto no termina ahí, porque su vida útil dependerá de la calidad de la pista, la cantidad de caídas y otras variables. Entonces, la cuenta vuelve al punto cero, o a las soluciones que hoy matizan la práctica en Cienfuegos: las botas de un tipo, un par de ruedas de una línea, el otro par en otra cuerda… y siempre la contadora sonando.

Sumémosle, por seguridad, los cascos, rodilleras, coderas, muñequeras y ropa adecuada. Lo económico se traduce también en las horas de trabajo, viajes, alimentación y en ocasiones hasta en transporte. Eso, con el añadido de tratarse de una disciplina sin la garantía de una atención priorizada en Cuba.

Si tenerlo como hobby, ya es casi un lujo, llevarlo al alto rendimiento se convierte en una misión titánica. Sí, definitivamente cuesta, ¡y cómo cuesta montarse en patines!

Noticias relacionadas
Share

1 comentarios en “¡Cómo cuesta montarse en patines!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Share