Obreros industriales cienfuegueros aportan a proyecto de Carta Magna

Antonio Díaz Medina, es uno de los obreros de más larga data en Oleohidráulica Cienfuegos. En esa empresa, fundada por el Comandante Ernesto Che Guevara en 1964, ha pasado gran parte de su vida laboral, pero conocedor de una fábrica que demanda del esfuerzo físico de sus obreros, le preocupa el rendimiento del trabajo cuando se acerca la edad del retiro.
La asamblea para aportar a la reforma constitucional, le dio la oportunidad de proponer una enmienda a la futura Carta Magna.

“Ya a los 60 años no es fácil en un puesto de trabajo con mucho desgaste, la salud va decayendo. Hay puestos en que se pueden mantener hasta los 75 trabajando, pero otros como el nuestro en industrias, donde hay que mantenerse de pie muchas horas al día frente a las máquinas, no es fácil llegar, a los 60 las mujeres, ni a los 65 los hombres.
“Yo creo que en la Constitución debiera precisarse eso”.

Junto a Lidia Esther Brunet Nodarse, miembro del Comité Central del Partido y su primera secretaria en la provincia, los trabajadores de la empresa, única de su tipo en Cuba y líder en la sustitución de importaciones en el país, tributaron al proyecto.

En torno al título cuarto, sobre derechos, deberes y garantías, la licenciada en economía Mairelys Martínez Martínez, propuso que la política del empleo proteja de manera especial a los jóvenes.

“La demanda de la fuerza de trabajo calificada no se corresponde con el perfil de los egresados. Los jóvenes se pasan años estudiando informática, telecomunicaciones, y otras especialidades, y cuando llegan a las empresas no ocupan puestos afines; y eso conlleva a la desmotivación, por lo que al terminar el servicio social, muchos se van al sector no estatal.

“Si se trata de cumplir el llamado de la máxima dirección el país para transformar la economía, debe dárseles a los jóvenes mayor protagonismo desde el texto constitucional”, enfatizó la recién graduada.

Los obreros, técnicos y especialistas de la industria líder en la producción de elementos hidráulicos y neumáticos, refrendaron el rol de la empresa estatal socialista, la planificación y el papel rector del partido, y llamaron la atención sobre el artículo 68, que reconoce el derecho al matrimonio entre personas del mismo sexo.

“Esta propuesta está mostrando mucha valentía por parte de los cubanos, al no reconocer  la orientación sexual como un problema, lo cual hemos rechazado como sociedad. Hoy reconocemos el derecho de esas personas.

«Durante la Revolución muchas personas buenas, revolucionarias, han aportado en todos los sectores de la sociedad, creo que la sociedad así lo reconoce y ahora lo lleva a su ley de leyes. Estamos saldando una deuda con estos ciudadanos”, reafirma Lixander Hernández Viera, director Oleohidráulica Cienfuegos.

Enfatizar el deber de los hijos para con sus padres biológicos, y añadir, para con sus tutores, además de la obligación de atenderlos y cuidarlos, fue otra de las propuestas en que coincidieron varios trabajadores del colectivo, líder del Sindicato Nacional de los Trabajadores de Industrias, y cuyo acto nacional por el quinto aniversario de constituido festejarán allí, el 8 de octubre próximo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Compartir