Lima 2019: policromía, naturaleza y mística en inauguración Panamericana
jue. Dic 12th, 2019

Lima 2019: policromía, naturaleza y mística en inauguración Panamericana

Cecilia Tait, gloria del voleibol peruano, encendió el pebetero durante la ceremonia de inauguración de los XVIII Juegos Panamericanos en el Estadio Nacional de Lima, Perú. /Foto: Internet

Cecilia Tait, gloria del voleibol peruano, encendió el pebetero durante la ceremonia de inauguración de los XVIII Juegos Panamericanos en el Estadio Nacional de Lima, Perú. /Foto: Internet

Policromía, naturaleza y mística indígena adornaron hoy la inauguración de los XVIII Juegos Panamericanos de Lima 2019. La fría noche fue mitigada por el fastuoso espectáculo en el Estadio Nacional.

Derroche de alegría, danza, vistosos trajes y música deleitaron a los presentes, algo más de la mitad del aforo de la instalación, alrededor de 40 mil personas, y momentos sublimes en una ceremonia que debió ser una joya para la televisión.

Caballos de paso, raza peruana que en perfecta armonía deleitaron bajo la conducción de doce bellas amazonas, entre los detalles de altura del evento.

Todo para en definitiva rendir tributo a 6 mil 700 atletas de 41 países que durante 16 días emprenderán su aventura cuatrienal en busca de la gloria deportiva y, de ser posible, las medallas.

Brillo creativo en el acto oficial de inauguración encabezado por el presidente del Perú, Martín Vizcarra, su homólogo de Bolivia, Evo Morales, y los titulares del Comité Olímpico Internacional, Thomas Bach, y de la entidad regional Panam Sports, Neven Ilic.

El privilegio de volver a contemplar, de forma virtual, a la inconmensurable Chabuca Granda, ‘la voz’, a quien se sumó en vivo al tenor Juan Diego Flórez para que se escuchara como nunca antes La Flor de la Canela en un dúo improbable pero real. Pasaje antológico de magia musical que incluyó también a otro clásico peruano, Bello Durmiente.

Y también del abanico musical peruano, El Cariñito, la melodía que tanto gustó a los presentes para seguir a la ovacionada delegación del Perú en el desfile de los participantes en las justas continentales.

Lea también: Inauguran XVIII Juegos Panamericanos Lima 2019

Otra joyita, el escenario, un diseño inspirado en el Nevado Pariacaca, el Acantilado de Lima, el río Amazonas, el templo del Coral, la Fortaleza de Sacsayhuaman y Huacas.

Novedosa la cuenta regresiva, que comenzó justamente en Lima 2019 hasta asomarse a Buenos Aires 1952. Perú y sus 49 lenguas, y las banderas de las 41 naciones representadas en ponchos.

Dioses y leyendas, los chasquis (precursores incas de los maratonistas), el Pacífico, caballitos de totora (embarcaciones) y surfistas; playas de conchas, flores, arpas, cajoneros, pictogramas y naturalmente, Milco, la mascota.

El Intihuatana, simbólicamente desde el Machu Picchu, repitió el ritual Inca, tras recibir el fuego panamericano portado por glorias del deporte peruano, las voleibolistas Cecilia Tait y Lucha Fuentes y la exatleta Edith Noeding.

Fuegos artificiales tras el encendido del pebetero y para cerrar la inauguración de los Juegos, un concierto de siete canciones del puertorriqueño Luis Fonsi, con el broche, por supuesto, de la popular Despacito.

En Lima 2019 ya juegan todos.

Noticias relacionadas
Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Share