Debaten en Cienfuegos función estatal de los triciclos amarillos

Compartir en

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 56 segundos

En la más reciente reunión sobre el tema del transporte en la provincia, efectuada en la sede de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), participaron más de 60 trabajadores arrendados de la Empresa de Taxis Cienfuegos, todos propietarios arrendados de los triciclos amarillos (motonetas), propiciando allí el debate en torno al traslado de pasajeros por rutas dentro del perímetro urbano.

Los directivos presentes, encabezados por Dianelis Malagrida Terry, miembro del Buró del PCC que atiende este sector en el territorio, exhortaron a cumplir con lo establecido en el contrato de trabajo y respetar los horarios establecidos para todas las piqueras, dispuestas en varios puntos de la urbe. Dejaron bien claro que es obligatorio recoger a las personas en la calle cuando hay capacidad y es solicitado el servicio. “Muchos se quejan de que las motonetas no se detienen a recoger porque han sido alquilados, cuando ese no fue el objetivo con el que se crearon los triciclos amarillos en todo el país”, comentó la política.

Los enclaves aprobados para ello son cinco, menciónese en el parque Villuendas y la avenida 50, entre 37 y 39. De la primera salen rutas hacia el Hospital provincial, Pueblo Griffo, Buenavista, Circunvalación, reparto Pastorita y Caunao. En tanto, desde la avenida 50 se trasladan también hasta la zona hospitalaria, además de la Juanita, Reina, Reparto Junco Sur y Punta Gorda.

A raíz de la carencia de combustible (diesel fundamentalmente), ha sido preciso reunirse con los trabajadores del sector transportista y actualizar el ámbito de marras: la provincia disponía de un total de mil 500 litros al mes para todos los tipos de transporte, pero que hoy se logró aumentar hasta los 2 mil 500, y por tanto, los directivos han hecho hincapié al programa del traslado interurbano.

Sin embargo, varios arrendados expresaron allí un grupo de trabas y obstáculos que atentan contra el servicio eficiente. “La empresa hoy no tiene nada para ofrecernos, ni siquiera a precio de gallina enferma, con el objetivo de dar mantenimiento o arreglar los vehículos que presentan problemas técnicos. Eso equivale a que tenemos que pagar muchas de las piezas que no posee en el mercado negro”, recalcó Yoel William G.

Luego agregó que, “En estos momentos tengo mi motor parado, con una reparación capital por delante que excede los 100 mil pesos cuando hice la evaluación. ¿Hay alguna manera de igualar después esa cantidad cuando estamos trasladando el personal? No me parece”.

Tanto Yoel como otros tres colegas pidieron que se revaluara el contrato y las tarifas, porque el mantenimiento de los vehículos cuesta muy caro “desde las gomas, la gasolina y hasta una soldadura pequeña”.

Hoy día circulan en la Perla del Sur 69 triciclos amarillos en las distintas rutas, los cuales tienen el compromiso de recoger a la gente y exponer visible la tarifa en ellos. Entre las propuestas estuvo la revitalización del itinerario que parte del Pediátrico y el reajuste de la piquera del Hospital, con el objetivo de hacerla más accesible a los clientes que salen con premura de la instalación sanitaria. Otros plantearon que se flexibilizara el tópico de las paradas y los inspectores, que suelen aplicar multas cuando se detienen a montar personal necesitado.

Durante la cita también se informó que Cienfuegos debe recibir en fechas venideras sus primeros diez triciclos eléctricos, a partir de un proyecto de colaboración internacional con la India, para los cuales habrá que cumplir un grupo de parámetros que rigen eficazmente su operación.

Los choferes arrendados de los triciclos expresaron sus inquietudes. / Foto: Delvis Toledo/ 5 de Septiembre.

Visitas: 151

Delvis Toledo De la Cruz

Licenciado en Letras por la Facultad de Humanidades de la Universidad Central "Marta Abreu" de Las Villas en 2016.

5 Comentarios en “Debaten en Cienfuegos función estatal de los triciclos amarillos

  • el 1 junio, 2024 a las 12:24 pm
    Permalink

    Miren ya era hora que publicaran algo al respecto. Llevamos más de 5 años así, lo están pintando como que es una situación de ahora. Hace más de 5 años tenemos el mismo problema con las piqueras desde que tenían que cobrar 3 pesos por persona, jamás hicieron ruta, jamás recogieron gente, jamás, ni la piquera del Villuenda ni la de avenida 50. Lo único que nos ha salvado son dos o tres motores particulares que recogen a la gente de la piquera en Villuenda al precio por persona que estimen, la piquera de calle 39 para el Hospital que han respetado siempre la tarifa y los coches Hospital-Junco Sur Villuenda-Pueblo Griffo, calle 35-Reina. Así de mal está el transporte urbano, que por demás ya es casi imposible casarle la pelea a las rutas de guagua. Realmente que decepción que enfoquen esto como un problema momentáneo.

    Respuesta
    • el 4 junio, 2024 a las 11:25 am
      Permalink

      Los problemas del transporte en esta y en todas las provincias, mi querida lectora, son cíclicos. Con las crisis vuelven una y otra vez. Este periódico ha abordado el tema de diversas maneras en ocasiones anteriores, con reportajes y trabajos opinativos. Por supuesto, ya quisiéramos nosotros que estos dilemas fueron solucionados con premura, pero desgraciadamente no ocurre así.

      Respuesta
  • el 31 mayo, 2024 a las 4:50 pm
    Permalink

    No sé cómo empezar mi comentario, pero bueno. Cómo se dice que el estado a dado en arrendamiento estos medios se transporte es porque no tiene recursos para mantener los mismos, se estableció un contrato con una tarifa, que nada tiene que ver con la realidad, a quien se le puede ocurrir que los choferes cobrando $10.00 con limitaciones de movimiento puede alimentarse, atender otras necesidades elementales y a su vez mantener el estado técnico de un medio que el estado no puede asumir, se lo dan a los particulares, no le dan nada, y para colmo le pones trabas para recaudar lo suficiente para mantener el coeficiente técnico, hay que ponerse a pensar autoridades competente en estos casos que sin los recursos necesarios es imposibles mantenerlos cuando el estado no ha podido. Pero esto solo ocurre en nuestro país, un taxi con limitaciones de movimiento, un taxi haciendo la función de ómnibus urbano, los taxis son para alquilarlo para transportar de inicio a fin a determinada persona, en cuba es el único país donde se le pregunta a un chófer de taxi “para donde tú va”. Hay que actualizar los precios y ampliar la las posibilidades para recaudar, con solo hacer una ficha de costo en la actualidad con los precios de las piezas y los servicios a qué acceden para la reparación y mantenimiento de estos medios, es una cuestión de números y lógica.

    Respuesta
  • el 29 mayo, 2024 a las 3:14 pm
    Permalink

    A nadie se le ha ocurrido asignar algunos de estos triciclos eléctricos (previamente formateados a los efectos, claro) a las panaderías estatales para no tener que seguir recibiendo el pan en carretones de caballo con toda la insalubridad y riesgos a la salud que esta práctica conlleva? Porque veo que se importan, se producen, se ensamblan… y siempre se asignan a la transportación de personas. Me parece que deberíamos abrir un poco más el espectro a otras funciones.

    Respuesta
    • el 30 mayo, 2024 a las 12:42 pm
      Permalink

      Usted tiene toda la razón. Esa puede ser una opción viable, aunque los triciclos eléctricos aún no han llegado aquí.

      Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *