XII Congreso de la Anap, retos y compromiso con el pueblo

El cerco económico a Cuba impuesto por el gobierno de los Estados Unidos y las medidas que arrecian el bloqueo han obligado a los hombres del campo a adoptar medidas para paliar la situación y mantener los ritmos en la producción agropecuaria. En medio de ese contexto tiene lugar el proceso asambleario XII Congreso de la Anap.

Sobre el movimiento político generado por la venidera cita del campesinado cubano, la presidenta provincial de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (Anap), Yazmín Jiménez Álvarez, sostuvo un animado intercambio con 5 de Septiembre.

¿En qué momento están?

Hasta la fecha hemos desarrollado 43 asambleas en las organizaciones de base, lo que ha permitido la participación de unos 7 mil 800 campesinos. Insistimos en que esta es la principal etapa del proceso, como quiera que en ella se involucra la mayoría de los asociados.

Ahora nos concentramos en que cada organización de base cumpla los compromisos y propósito fijados de cara al XII Congreso, porque la asamblea se convierte en su cita magna. Fíjate si es así, que en este escenario es donde se eligen los precandidatos a los comités provincial y nacional de la organización campesina y también los aspirantes a delegados al evento. Del mismo modo, en la propia reunión los asociados eligen a sus representantes a las asambleas municipales que, dicho sea de paso, comienzan por Aguada de Pasajeros el 9 de enero del próximo año”.

¿Cuáles han sido los principales planteamientos hasta la fecha?

Nos satisface mucho sopesar como principal posición de la membresía el apoyo irrestricto a las solicitudes de la dirección del país de producir alimentos para el pueblo, aun en las condiciones impuestas por el bloqueo y las últimas medidas para arreciarlo, así como y una actitud de condena y repudio al cerco estadounidense.

Relacionado: Balance de la ANAP: salir adelante con lo que tenemos

“De los debates y evaluación de cada unidad productora han salido posiciones muy revolucionarias, planteamientos de alternativas, a fin de paliar las limitaciones de todo tipo.

Yazmín Jiménez Álvarez, presidenta de la Anap en Cienfuegos. /Foto: Armando Sáez
Yazmín Jiménez Álvarez, presidenta de la Anap en Cienfuegos. /Foto: Armando Sáez

Durante los encuentros que hemos sostenido para explicar cómo trabajar en la situación de contingencia energética, la respuesta ha sido mayor empleo de la tracción animal, tanto para la roturación de la tierra, como el laboreo de los cultivos y el acarreo de las cosechas. Ahora mismo son más de 2 mil yuntas de bueyes en el sector, pero estamos necesitados a corto plazo de completar no menos de 6 mil parejas, de acuerdo con la demanda, y en ello la Delegación provincial de la Agricultura nos puede apoyar.

Ahora mismo estamos inmersos en las labores inherentes a la campaña de siembra de frío, decisivas para garantizar los productos agrícolas a la población en los primeros meses del próximo año. Luego, nuestros anapistas no solo se han propuesto cumplir con los planes, sino mejorar los rendimientos.

En las asambleas, asimismo, ha salido a la palestra el imperioso reclamo de que los más de 11 mil campesinos de la provincia aporten a la cifra de sus contrataciones, pero también entreguen un poco más, considerando nuestra responsabilidad con los auto-abastecimientos municipales.

Si nos atenemos al hecho de que el sector es responsable del 80 por ciento de las producciones agropecuarias de la provincia, no nos queda menos que hacer firme el propósito de intensificar esfuerzos por aumentar renglones que sustituyen importaciones (arroz, frijoles, leche, maíz y otros granos), además del aseguramiento de otros rubros exportables: la materia prima para la industria azucarera, frutales, café, tabaco y la producción de miel de abejas.

De interés: Agroecología, sostenibilidad y salud

Por supuesto, también han existido pronunciamientos críticos sobre determinados tópicos. Por ejemplo, se enjuició con fuerza el tema de las potencialidades productivas que aún no se explotan a plena capacidad, incluso aquellos que se han quedado rezagados en el aporte. De igual modo, constituyen reclamos una mejor atención de las empresas agropecuarias y entidades suministradoras, para proveer de piezas de repuesto para equipos y maquinaria agrícola, fertilizantes, herbicidas, instrumentos de trabajo, alambre para cercas, botas de goma, entre otros insumos, a los propietarios y usufructuarios, de acuerdo con la disponibilidad existente en el país.

Otra justa demanda del campesinado tiene que ver con la definitiva solución a las demoras en el pago por parte de las entidades comercializadoras, impagos que muchas veces entorpecen la cadena productiva, en tanto no pocas veces conspiran contra el financiamiento de otras actividades, dígase preparación de las tierras, siembra y atenciones culturales a los cultivos.

En cuanto al funcionamiento interno, todavía quedan asuntos por resolver. Permanece latiente la necesidad de captar jóvenes y mujeres para incorporarlos a la Asociación. También requerimos de un trabajo político ideológico más consecuente y profundo, de acuerdo con los momentos en que vivimos, y en ese contexto debe valorarse el tratamiento de las tradiciones y la historia, en especial con niños y jóvenes, a través de las salas encargadas de esos temas y las campiñas juveniles”.

Relacionado: Fiesta guajira en Cienfuegos por el Día Internacional de las Mujeres Rurales

¿En qué condiciones de la producción debe llegar el sector cooperativo y campesino de Cienfuegos al XII Congreso de la Anap?

Vamos cumpliendo con los principales indicadores productivos, a pesar, como se ha visto, del recrudecimiento del cerco económico y las limitaciones de recursos. Estamos empeñados en utilizar cada vez más el Movimiento Agroecológico de Campesino a Campesino, por su impacto, no solo en la obtención de alimentos más saludables, sino porque sustituyen importaciones de fertilizantes y productos químicos.

Siempre he sostenido que el campesino es un eterno innovador, que a cada problema de la tierra le busca una solución”.

¿Qué le falta al proceso orgánico a nivel de territorio?

Llegar a las 103 asambleas de base, con el grueso de las que faltan (50) en noviembre y una para diciembre, en la Cooperativa de Créditos y Servicios Sergio González, en Aguada. Por ese mismo territorio, reitero, el 9 de enero de 2020 comenzaremos el proceso asambleario a nivel municipal, que debe culminar en febrero. Mientras, el 18 y 19 de marzo tendremos el Congreso provincial.

La magna cita del campesinado cubano está prevista entre el 15 y el 17 de mayo en el Palacio de las Convenciones, en la capital del país, coincidiendo con el Día del Campesino y el aniversario 61 de la firma por el Comandante en Jefe Fidel Castro de la Primera Ley de Reforma Agraria, gesto con el que el líder de la Revolución quiso honrar la memoria del líder agrario Niceto Pérez, asesinado en esa fecha de 1946. Dos años después de aquella primera entrega de tierras a sus verdaderos propietarios, sin dudas un hito en la historia patria, un 17 de mayo también nació nuestra organización”.

Armando Sáez Chávez

Armando Sáez Chávez

Periodista de la Editora 5 de Septiembre, Cienfuegos, Licenciado en Español y Literatura y Máster en Ciencias de la Educación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Compartir