Una revolución productiva en Cienfuegos

La prioridad de las soluciones nacionales como centro de la gestión económica, se inscribe en este minuto cual baza esencial que, en la esfera productiva, deviene además mapa de campaña de las acciones a acometerse ahora, cuando Cuba se propone asegurar la alimentación en medio del bloqueo y de la pandemia del coronavirus.

A tenor de ello, en tres recientes reuniones territoriales celebradas en el oriente, centro y occidente y presididas por José Ramón Machado Ventura, segundo secretario del Comité Central del Partido, y Salvador Valdés Mesa, vicepresidente de la República de Cuba, Machado instó a expandir la producción de forma ágil, para satisfacer la demanda del pueblo en la actual etapa, e Ipso facto, en la provincia fue trazado un ambicioso programa de trabajo articulado, dirigido y chequeado de forma permanente por la dirección del Partido y el Gobierno.

Tanto el presidente del Consejo de Defensa Provincial, el miembro del Comité Central y primer secretario del Partido en el territorio, Félix Duartes Ortega, como el gobernador de Cienfuegos, Alexandre Corona Quintero, constatan, in situ, la marcha de un programa que contempla la puesta en disposición productiva inmediata de tierras que, en algunos casos, permanecieron ociosas por décadas, muchas de tales extensiones totalmente tupidas de marabú.

Mediante un quehacer multifactorial y mancomunado, distintas fuerzas concilian sus objetivos en la línea cardinal de garantizar mayores volúmenes de alimentación del pueblo en el menor tiempo posible, gracias a las plantaciones de ciclo corto.

Unas 5 mil nuevas hectáreas bajo riego han sido incorporadas a la vital misión, y son reactivados polos productivos a lo largo de todo el territorio.

Se le da valor de uso al canal magistral Paso Bonito Cruces;es potenciada la garantía de alimento animal y son desarrollados proyectos agrícolas en diferentes líneas.

La efervescencia productiva vivida en estos días, una verdadera revolución agrícola, permite el despertar de fuerzas aletargadas y compromete a muchos, en aras de la misión cimera de generar más alimentos para el pueblo.

Los productores de Cienfuegos están dando la respuesta que se esperaba de ellos, al Partido, al Gobierno y al pueblo.

El entusiasmo bulle, son tensados esfuerzos máximos y en breves meses podrá apreciarse el resultado de esta extraordinaria odisea laboral.

Julio Martínez Molina

Julio Martínez Molina

Licenciado en Periodismo por la Universidad de La Habana. Periodista del diario 5 de Septiembre y crítico audiovisual. Miembro de la UPEC, la UNEAC, la FIPRESCI y la Asociación Cubana de la Crítica Cinematográfica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Compartir