Un vietnamita de Cienfuegos

Foto: Juan Carlos Dorado

Tuan Anh Le Ngoc es un estudiante de Medicina que vive en Cuba hace ya m√°s de cinco a√Īos. Cursa los estudios en la Universidad M√©dica de Cienfuegos y tiene el gran sue√Īo de ser un cirujano carditor√°xico y ejercer la profesi√≥n ensu pa√≠s natal. Considera que escogi√≥ el lugar exacto para formarse y tiene en muy alta estima a sus profesores y compa√Īeros de carrera. Es uno de los m√°s de 300 vietnamitas que estudian en la Isla.

‚ÄúResult√© seleccionado por mi promedio acad√©mico, estudiaba en una universidad de Hanoi antes de venir a Cuba. Acced√≠, adem√°s, por mi inter√©s de aprender el idioma espa√Īol, que resulta muy comunicativo y hablado por muchos en el mundo. Y no me equivoqu√©, se han ido cumpliendo mis expectativas‚ÄĚ.

Tuan habla muy bien el ‚Äúcubano‚ÄĚ, conoce los t√©rminos y el habla coloquial para entenderse con sus pacientes. Encaja muy bien entre los estudiantes y resulta uno de los mejores alumnos de su a√Īo. Reci√©n lo vimos disertar en t√©rminos m√©dicos durante la Olimpiada de Farmacolog√≠a donde impresion√≥ a todo el auditorio por sus conocimientos sobre f√°rmacos.

‚ÄúVivo en la parte central de Vietnam, es un pa√≠s tropical y claro que extra√Īo mucho a mi tierra, pero te confieso que me he adaptado muy bien ac√°. En la Universidad soy el secretario del Consejo de Naciones, y mi estancia en Cienfuegos ha sido muy gratificante, aprovecho todo, porque as√≠ aprendo de Medicina y gano en cultura y conocimientos‚ÄĚ.

Mi interlocutor es de esos que ‚Äúhabla hasta por los codos‚ÄĚ, al punto que el fot√≥grafo le formula las m√°s capciosas interrogantes y a todas contesta con fluidez y una agradable picard√≠a en sus ojos rasgados. Los temas van desde historia, geograf√≠a‚Ķ hasta llegar a preguntas √≠ntimas.

‚ÄúLa mujer cubana es bonita, libre, independiente‚Ķ En mi pa√≠s son m√°s dadas a la casa, a cuidar de la familia‚ÄĚ, comenta, y su risa lo delata como un muchacho inteligente que se fija y cuida hasta el m√°s m√≠nimo detalle de sus relaciones interpersonales.

Casi con una conferencia magistral respondi√≥ a mi curiosidad sobre el r√°pido desarrollo de una naci√≥n que sali√≥ adelante econ√≥mica y socialmente tras una guerra con Estados Unidos. ‚Äú¬ŅQue si somos los asi√°ticos muy disciplinados?‚ÄĚ, s√≠, y pensamos en futuro, y mucho, todo el tiempo, por eso somos √°vidos de aprender todo cuanto podamos, y por eso estoy en Cuba, muy en particular en Cienfuegos, donde la carrera de Medicina tiene mucho prestigio por la calidad de su claustro de profesores, los de la escuela y los que est√°n en los hospitales‚ÄĚ.

Con Tuan se puede conversar en Ingl√©s, Alem√°n‚Ķ es un pol√≠glota, capaz de entenderse con medio mundo. Los profesores le describen como un estudiante sobresaliente en todas las materias, displicente, a quien le auguran futuro en la profesi√≥n. ‚ÄúMe gan√© una ayudant√≠a en ‚ÄėIntensiva‚Äô, porque en esa √°rea se aprende mucho, y los conocimientos son b√°sicos para lo que quiero llegar a ser. Esta posibilidad me permite una mayor preparaci√≥n, le dedico bastante de mi tiempo y es extracurricular a las materias y compromisos de mi quinto a√Īo de estudios.

‚ÄúLa Medicina en Cuba tiene fama por su m√©todo cl√≠nico, y por todos los avances que logra, muy a pesar del bloqueo de los Estados Unidos. Estoy ac√° por un convenio que tienen con mi pa√≠s. Y la selecci√≥n no result√≥ f√°cil, me aplicaron un ex√°men muy complicado, y al final lo logr√©. Tambi√©n me gustar√≠a hacer la especialidad ac√°, no escoger√≠a ning√ļn otro lugar que no fuera este pa√≠s, al que he aprendido a querer y en el cual me siento c√≥modo para estudiar y aprender, porque s√≠, soy vietnamita, pero tambi√©n soy de Cienfuegos‚ÄĚ.

Dejar respuesta