Título honorífico a una vida de ciencia para Vicente Vérez de Cuba

Vicente Vérez es referente constante de Cuba y hoy volverá a ser noticia cuando sume a su historia el título honorífico de Doctor Honoris Causa en Ciencias Químicas de la Universidad de La Habana.

El nombre de este destacado científico, director actual del Instituto Finlay de Vacunas, aparece en medios nacionales e internacionales siempre cerca de tres pasos firmes de la isla caribeña para contrarrestar la Covid-19: Soberana 01, Soberana 02 y Soberana Plus.

Acompañado de un equipo de investigadores destacados del país, defiende en cada escenario la capacidad de la ciencia cubana en el enfrentamiento a la actual pandemia y la calidad excepcional de las vacunas.

Con una trayectoria reconocida, es el autor principal de la vacuna de antígeno sintético contra el Haemophilus influenzae tipo b (Hib).

Al referirse a la impronta de ese descubrimiento ha dicho que fue un trabajo colectivo.

“No me gusta que se personalice nunca, estas son obras de grandes colectivos siempre. Si a uno le toca capitanear un barco, el barco no es nada con un capitán; el barco con un capitán es un barco a la deriva; solo es un barco con toda su tripulación… a las cuales les debo todo”, dijo en el espacio radio televisivo Mesa Redonda.

Graduado de Ingeniero Químico por el Instituto “Lomonosov” de Moscú, también posee el título de Doctor Honoris causa de la Universidad canadiense de Quebec en Montreal.

“La magia de la química… y ver que algo nuevo se genera simplemente por la mezcla de la reacción anterior. Eso fue algo que siempre me apasionó mucho”, ha contado.

Miembro de la Academia de Ciencias de Cuba, hizo su doctorado en la Universidad de Orleans, Francia, en 1983.

El doctor Vicente Vérez Bencomo ha narrado en disímiles ocasiones que en el año en el cual defendió su tesis de Doctorado en la casa de altos estudios europea, se la dedicó a sus padres, su esposa, su profesora de la URSS, y a la Revolución Cubana.

“Aquello molestó muchísimo a uno de los jurados, que era un científico conocido, pero una persona de derecha que no lo entendía. Estuvo más de una hora haciéndome preguntas, tratando de desvalorizar la tesis, pero no me arrepiento de haberlo hecho”, rememoró.

En 1984 asumió la dirección del Laboratorio de Carbohidratos, que en 1990 se fortaleció y cambia su nombre como Laboratorio de Antígenos Sintéticos de la Facultad de Química de la Universidad de La Habana.

Para 2008 fue designado como director del Centro de Química Biomolecular, creado a partir de la unión entre el Centro de Química Farmacéutica y el Laboratorio universitario.

Cuenta con otros galardones como el Premio Especial del Ministerio de Ciencia Tecnología y Medio Ambiente al Resultado de mayor Relevancia Científica (1999 y 2004), la Medalla de Oro de la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual.

Además fue laureado en la categoría Salud en el 2005 por el Tech Museum of Innovation de San José, California en Estados Unidos.

En 2015 recibió la condecoración con la Orden Caballero de la Legión de Honor que es la más conocida e importante de las distinciones francesas concedidas a hombres y mujeres por méritos extraordinarios.

Prensa Latina

Artículos relacionados

5 de Septiembre

El periódico de Cienfuegos. Fundado en 1980 y en la red desde Junio de 1998.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Compartir