Rusia bota rompehielos nuclear para mantener navegable la ruta del Ártico
mar. Nov 19th, 2019

Rusia bota rompehielos nuclear para mantener navegable la ruta del Ártico

Tercero de la clase LK-60Ya, el “Ural”, al igual que el “Arktik” y el “Sibir”, botados en 2016 y 2017, respectivamente, cuenta con dos reactores nucleares RITM-200. /Foto: HispanTV

Tercero de la clase LK-60Ya, el “Ural”, al igual que el “Arktik” y el “Sibir”, botados en 2016 y 2017, respectivamente, cuenta con dos reactores nucleares RITM-200. /Foto: HispanTV

Rusia botó al agua un rompehielos de propulsión nuclear que garantizará en el futuro la navegación por la ruta del Ártico durante todo el año.

La agencia nuclear rusa Rosatom informó el sábado de la celebración de una ceremonia en los astilleros Baltiiski Zavod, en San Petersburgo, para botar el nuevo gran rompehielos atómico, el “Ural”, que se unirá a otros navíos en la misión de asegurar el paso por el Ártico.

El ‘Ural’ y otros buques de la clase LK-60Ya juegan un papel clave en nuestro proyecto de navegación por la ruta ártica”, señaló el director general de Rosatom, Alexéi Lijachov, en declaraciones ofrecidas durante la ceremonia de la botadura.

 

 

El rompehielos, tercero de la clase LK-60Ya, también conocida como Proyecto 22220, tiene 173 metros de eslora, 34 de manga y un desplazamiento de 33 mil 500 toneladas.

El “Ural”, al igual que el “Arktik” y el “Sibir”, botados en 2016 y 2017, respectivamente, y que entrarán en servicio el próximo año, cuenta con dos reactores nucleares RITM-200.

Gracias a su sistema de doble calado, el “Ural”, cuya puesta en servicio está prevista para 2022, puede ser empleado tanto en el mar como en las desembocaduras de los ríos árticos.

Por el dominio del Ártico

La competencia entre Estados Unidos, Rusia, China e incluso varios países europeos para dominar el Ártico se ha intensificado en los últimos años.

El presidente ruso, Vladimir Putin, anunció en abril pasado que Moscú ampliará su flota de buques rompehielos nucleares en línea con un plan para aumentar con efectividad los viajes marítimos de transporte por las vías del Ártico, una zona de suma importancia por sus grandes reservas de hidrocarburos.

Washington ha expresado en reiteradas ocasiones su preocupación por la creciente influencia de Rusia y China en el área. Ante tal situación, el asesor de Seguridad Nacional de EE.UU., John Bolton, instó el pasado miércoles a la Guardia Costera de EE.UU. a reafirmar el liderazgo estadounidense en el Ártico, frente a rivales como Moscú y Pekín.

El vicepresidente del Comité de Seguridad y Defensa de la Cámara Baja del Parlamento ruso, Yuri Shvitkin, advirtió a su vez que Rusia reaccionaría a los planes de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), liderada por Washington, para reforzar su presencia militar en la región ártica.

Noticias relacionadas
Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Share