Rojilaxia es arte con sudor

1
679
Orlando Mateo Jiménez utiliza la técnica del ferrocemento para darle vida al proyecto conocido como Rojilaxia del Sur./Foto: Juan Carlos Dorado

Cuando Orlando Mateo Jiménez se graduó como instructor de arte, lejos estaba de imaginar que encontraría un espacio para la creación allí en su propia comunidad. Durante cuatro años se dedicó a aprender sobre Artes Plásticas. Utilizando la técnica de ferrocemento, moldea y pinta, como miembro del proyecto de creación artística comunitaria Rojilaxia Sur, integrado a la Cooperativa de Créditos y Servicios Antonio Maceo, de la comunidad de Balboa, municipio de Lajas.

“Este taller es parte de mi vida. Acomodamos una antigua instalación del Central y la acondicionamos para montar la estructura. Somos un equipo de trabajo. Producimos por encargo. Comenzó como un sueño casi imposible de lograr, y se ha convertido y en un servicio que da ganancias a la CCS. Hacemos rompimientos para paredes, con diseños artísticos: esculturas, macetas para plantas de diferentes tamaños, entre otros artículos, todos productos para goce estético”.

Mayusumi Bravo Arniella, la económica de Cooperativa nos ilustra: “todas las producciones son comercializadas a través de nuestro sistema; es un servicio más que se presta y estamos muy diversificados. Desde el año 2014 vendemos a terceros, y lo recaudado se emplea en beneficio de la comunidad y sus pobladores. También se hacen donaciones a entidades, y te puedo poner como ejemplo el Hospital Pediátrico de Cienfuegos, la jefatura del Ministerio del Interior, entre otros”.

Eddy Calvo Paz, tiene a su cargo el jardín Framboyán. Rosas de diversas variedades, encaje de la reina, nardos, azucenas, girasoles, por citar algunos, se emplean en arreglos florales, ramos, y hasta para destinos luctuosos, allí al alcance de la mano de los pobladores. En ese lugar, desde hacía seis años atrás no se encontraba una flor.

“Somos parte del proyecto Rojilaxia, además, sí, porque en el jardín sembramos las plantas que se venden con las macetas, ficus, aralias, planticerios…, se plantan ya prendidas y a pedido de los clientes. Ellos especifican si las quieren para interiores o exteriores, así como los espacios donde serán colocadas”.

“Ingresamos por concepto de ventas, pero también regalamos unas 40 o 50 flores diariamente, y eso es como regalar alegría”. Pero Calvo Paz, un artista de la jardinería, extiende su labor a la educación y formación de las nuevas generaciones, y creó un círculo de interés con alumnos de la secundaria básica, situada justo frente al jardín. “También vienen hasta acá a hacer prácticas de Enseñanza Laboral, y les gusta mucho; tendremos el relevo entre esos muchachos”.

En la comunidad se enorgullecen de contar entre sus ciudadanos ilustres al escultor Alberto Sánchez Lago. “Y él es importante, tiene hasta una obra en el Parque de las Esculturas de Cienfuegos”, me dicen en el poblado. Sánchez Lago, también miembro de Rojilaxia Sur, ha instalado varias obras en el batey, entre ellas, la pieza que preside el local de encuentros de la CCS. Así de creadora es la gente de Balboa, donde el sudor se mezcla con arte.

1 Comentario

  1. Cuando a los 16 años me inventé un planeta llamado Rojilaxia, no pensé que llegaría a ser tambien el planeta de otros. Feliz de verlo crecer en otras manos creadoras, felicito a los muchachos que ahora le dan vida, desde el sur de la tierra que me vio nacer. Gracias por hacer arte con sus manos.

Dejar respuesta