Resolver con ciencia los problemas del país (+Audio y Fotos)

En las condiciones actuales que vive el país, ¿hacia dónde se debe orientar todo el trabajo de investigación científica, de desarrollo y de innovación? Esta idea presentada por el Presidente de la República Miguel Díaz-Canel Bermúdez generó un amplio debate durante el encuentro de trabajo que evaluó la marcha del Programa del Polo Científico Productivo de La Habana, Artemisa y Mayabeque.

En el intercambio –donde también participaron el vicepresidente Salvador Valdés Mesa y el Primer Ministro Manuel Marrero Cruz- el Jefe de Estado subrayó que “el gobierno busca cada vez más, una participación más decidida de todo nuestro potencial científico en los centros de investigación y en las universidades, para la solución de los problemas concretos que el país tiene que resolver en el menor tiempo posible”.

En ese sentido, Díaz-Canel consideró que “es necesario lograr una buena articulación entre los centros investigativos y las universidades con las empresas, en función de resolver las problemáticas de la sociedad”.

Fotos: Estudios Revolución.

Fotos: Estudios Revolución.

Un ámbito esencial -acotó el mandatario- es orientar las soluciones hacia el desarrollo local, hacia los sistemas productivos locales que tenemos que potenciar.

Nosotros vamos a resolver el problema de alimentos en el país si desde cada lugar, en cada comunidad, en cada municipio y en cada provincia existen sistemas productivos locales territoriales que se conviertan en el centro de actividad económica de esos territorios, que faciliten la integración de saberes, el desarrollo armónico de todas las potencialidades, y que en función de eso, con esas fuerzas endógenas nosotros logremos desarrollo y sostenibilidad de esos proyectos”, valoró el Jefe de Estado.

Más adelante, consideró que estas son las dos grandes direcciones hacia donde tenemos que dirigir la innovación, o sea, la relación de las universidades y los centros de investigación con las empresas para apoyar todo el desarrollo del país; y a escala más local, creando robustos sistemas productivos a nivel local, no solo de alimentos, sino de todo”.

A defender lo que el país está haciendo en materia de ciencia, de una manera intersectorial, convocó el Presidente cubano.

En ese sentido, indicó que aquí tienen que participar todos los saberes, los sociales, los económicos, los productivos, de los diferentes ámbitos científicos; y como estamos hablando de innovación, estamos reconociendo que hay una parte que le aporta a la investigación científica, y hay otra parte que la apoyan las experiencias y las habilidades que tienen los productores, gente muy sencilla, que participan en estos procesos, que aportan y tienen soluciones, racionalizadores e innovadores, que no siempre son científicos y hay que tenerlos en cuenta”.

El Presidente de la República resaltó la importancia de que en todo el sistema empresarial del país se instrumenten y funcionen bien los Consejos técnicos asesores y científicos.

De igual manera, Díaz-Canel reiteró la convocatoria a impulsar desde la innovación la búsqueda de soluciones a los problemas de Cuba en los más variados ámbitos.

Quienes se tienen que convertir en los principales promotores y gestores de la innovación son los gobernadores y los intendentes en todos los territorios del país, para que de verdad exista una gestión de gobierno hacia la innovación”, insistió el mandatario.

Durante el intercambio, realizado en el Palacio de la Revolución, la Ministra de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA), Elba Rosa Pérez Montoya, presentó la propuesta para la organización del funcionamiento del Polo Científico Productivo de La Habana, Artemisa y Mayabeque.

En su intervención, la Titular del CITMA enumeró entre otras prioridades de trabajo, concebir y diseñar el Consejo Nacional de Innovación, “un sistema donde todos participen y aporten desde la perspectiva y la dimensión de cada uno”, como señaló el presidente cubano.

En la reunión también se dio a conocer la estrategia de desarrollo de la biotecnología para el mejoramiento genético de la caña de azúcar en Cuba, con el objetivo estratégico de incrementar los rendimientos cañeros y azucareros con la introducción de herramientas biotecnológicas.

El intercambio constató que los Polos científico-productivos del país constituyen una contribución clave para el desarrollo económico y social.

En las condiciones actuales es imprescindible su funcionamiento vigoroso, sobre los mismos principios de cooperación y apoyo mutuo concebidos por el Comandante en Jefe Fidel Castro en la década de los años 80 del pasado siglo.

Integrar saberes para avanzar con ciencia en la solución de los problemas de Cuba, es la convocatoria que hace el gobierno nacional, abarcando los más variados espacios de la economía y la sociedad.

(Radio Rebelde)

5 de Septiembre

5 de Septiembre

El periódico de Cienfuegos. Fundado en 1980 y en la red desde Junio de 1998.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Compartir