Mi corazón late por Cuba

0
259
Foto: Juan Carlos Dorado

Una casa de Cienfuegos, ubicada en la calle de Prado, justo frente a la estatua de Benny Moré, devino escenario para la Historia esta mañana de 19 de abril, el día en que se conmemora la victoria de Playa Girón. La morada de Raúl Jaramillo García, a quien le fue otorgada la medalla 60 Aniversario de las FAR y la distinción Fundador de las Escuelas de Milicias, resultó tomada por sus compañeros de lucha, y entre ellos, Lidia Esther Brunet Nodarse, miembro del Comité Central del Partido y su primera secretaria en la provincia.

Devino el encuentro en una clase magistral de continuidad histórica de la Revolución, con los testimonios de muchos, quienes con su memoria viva trajeron a colación pasado, presente y futuro de una Cuba que se enrumba firme. El general de brigada Marcelo Verdecia Perdomo, presidente de la Asociación de Combatientes en Cienfuegos habló sobre la vida de este hombre, quien desde muy joven fuera miembro del Movimiento 26 de Julio y desde entonces ya ninguna batalla, combate o escaramuza donde se debatiera el destino de la Patria le fueran ajenos.

“Quizá no pueda andar o hasta escribir, pero mi corazón late por Cuba”, dijo Jaramillo García, y sus manos dañadas por una mielitis se movieron con toda la fuerza que pudo sacar desde la emoción. Más adelante argumentó: “Tengo mucha confianza en la juventud, con quienes puede contar la Revolución como antes lo hiciera con nosotros en una época distinta”.

Hubo décimas, poesía, palabras emotivas, y hasta un matrimonio argentino de Izquierda presenciando el simbólico momento, porque ese es el mejor homenaje a quienes cayeron combatiendo en Girón, patriotismo desde la sencillez y la humanidad.

Dejar respuesta