Medicamentos: 'cura' y control para la demanda
vie. Dic 13th, 2019

Medicamentos: ‘cura’ y control para la demanda

El cuadro básico de medicamentos en la provincia supera los 700, y las faltas oscilan entre los 30 o 40. /Foto: Julio Martínez Molina

El cuadro básico de medicamentos en la provincia supera los 700, y las faltas oscilan entre los 30 o 40. /Foto: Julio Martínez Molina

La semana pasada, lunes y martes, las farmacias de Cienfuegos se mostraron colmadas de público, en lo fundamental de personas mayores, en busca de las medicinas que precisan. 

Sobre medidas organizativas y disciplina en el proceso de expendio-compra de los medicamentos 5 de Septiembre se acerca al tema a través de la Dra. Yexnys Odainys Santiago León, directora general de la Empresa de Farmacias y Ópticas en la provincia.

El medicamento se recibe al ciento por ciento del plan, pero no se corresponde con la necesidad según los pacientes inscriptos en farmacia, que crece desde el momento mismo en que se aprueba el plan hasta que se ejecuta, en tanto se elabora con cierre de 2017, se ratifica en 2018 y se pone en práctica desde enero de 2019. En todo ese tiempo se producen nuevas inscripciones que pueden aumentar o disminuir la demanda de los medicamentos.

Me refiero a pacientes que resultaron diagnosticados y tienen prescripciones fuera del plan, con nuevos tratamientos. Es por ello que aun cuando llegue una cantidad ajustada al plan, no alcanza para todos los pacientes. Por una decisión de país se está tratando de tener en existencia en la Comercializadora (EMCOMED) el total de medicamentos, para entonces entregarlos a las farmacias. Eso fue lo que sucedió en esta ocasión en Cienfuegos: permanecieron los abastecimientos en EMCOMED, el pueblo lo supo por diferentes vías y estuvo a la expectativa, y se agudizó la espera”.

¿Podría explicar con un ejemplo y así lograr mejor comprensión del tema para nuestros lectores?

Sí, el enalapril, uno de los más demandados, completó el ciento por ciento del plan, pero solo el 50 por ciento de lo solicitado por la farmacia. Por supuesto que una mitad de las personas que lo tienen indicado no alcanzó el fármaco. La farmacia tiene 24 horas para procesar y contar el medicamento; este es un proceso engorroso: deben hacerlo uno por uno, abrir cajas, separar, contar y verificar la calidad de los medicamentos, comprobar el lote y el vencimiento, para proceder a dar entrada al almacén, entre otras actividades, según normas técnicas y económicas, que deben ser cumplidas. En la premura se pueden cometer errores y estos cuestan a la postre”.

¿Podría detallar sobre el rango de tiempo establecido desde que llegan los fármacos hasta que son expedidos en el mostrador?

El Programa Nacional de Medicamentos establece 24 horas como ya mencionaba, sin embargo, lo hemos reducido, y desde que arriba se comienza para minimizar ese lapso. En un tiempo habíamos decidido recibirlo un lunes, hacer todo el proceso y abrir los establecimientos el martes con la venta, pero por razones ajenas a nuestra voluntad no fue posible. Tras un análisis se determinó ponerlo en práctica y la próxima semana los establecimientos del municipio de Cienfuegos lo aplicarán. Creemos que es la mejor vía para la población que demanda, tener la seguridad que ese martes va a adquirir el medicamento listo y disponible, sin que medie la espera agotadora.

Ya en algunos municipios se aplicaba y ha surtido efecto. Puestos de acuerdo con las autoridades locales”.

Dra. Yexnys Odainys Santiago del Sol, directora general de la Empresa de Farmacias y Ópticas en Cienfuegos. /Foto: Juan Carlos Dorado
Dra. Yexnys Odainys Santiago del Sol, directora general de la Empresa de Farmacias y Ópticas en Cienfuegos. /Foto: Juan Carlos Dorado

El imaginario popular, que es muy rico, afirma que con este método de recepcionar un día y ponerlo en venta al otro, se quedaría medicamento “detrás del mostrador”. ¿Cuánto hay de cierto en esta afirmación? ¿Qué medidas de control tiene a la mano la entidad para evitarlo?

Este es un proceso auditable, y existe trazabilidad en todos los documentos: factura, tarjeta de entrada al almacén, de salida para el área de ventas, y los vales. La empresa hace dos revisiones cada año”.

Relacionado: ¿Medicamentos seguros y para todos?

Todos los lunes, cada 15 días, se expende el medicamento, eso la población lo conoce, según declaraciones de la directiva.

¿Que la demanda supere los planes tendría en alguna medida que ver con los prescriptores, entiéndase médicos y estomatólogos, los únicos con licencia para expedir recetas y certificados?

Los planes se elaboran sobre la base de las dosis medias. Volvemos con el ejemplo del Enalapril, que aparece en las tarjetas de control con la dosis máxima, dos tabletas diarias, cuando conocemos que muchos pacientes resuelven con la mínima. Esta es una apreciación, porque estamos solicitando a Salud, como entidad, una revisión de todos los certificados médicos expedidos para el Enalapril, y que sean valorados por el jefe del Grupo Básico o el clínico, aquellos casos puntuales que precisen dos tabletas diarias”.

El cuadro básico de medicamentos en la provincia supera los 700, y las faltas oscilan entre los 70 o 80, para que se tenga una idea. Hay mucha tela por donde cortar sobre este tema de alta sensibilidad, porque la oferta no cubre la demanda, y se trata de medicamentos.

Sin embargo, se producen fenómenos sociales que agravan la compleja situación, como quienes acuden hasta con 30 tarjetas de control a los establecimientos e irrespetan al resto de los pacientes, compran hasta 16 frascos de antibiótico infantil en suspensión amparados en recetas oficiales (hecho real), pagan un número en la fila, maltratan a los empleados, mal utilizan su condición de discapacitados para acceder al mostrador; y de otra parte, se precisa la total comprensión, ayuda y buen trato de los farmacéuticos para con los clientes, especiales por la edad que prima, porque no se trata de vender perfumes, sino de cura y alivio. Volveremos sobre el tópico con otras ópticas.

Noticias relacionadas
Share

16 comentarios en “Medicamentos: ‘cura’ y control para la demanda

  1. Ramón C. Con honrosas excepciones todo el que va a una farmacia es porque está enfermo, por tanto, habría que proteger a los pacientes casi en pleno. Es cierto que los inescrupulosos existen, lucran, medran con el dolor ajeno pero con una población envejecida como la nuestra, hay que incrementar la producción de medicamentos a como dé lugar, a pesar del bloqueo, a pesar de las medidas, a pesar de los pesares.

  2. Lo que comprendi del articulo es que al que le mandan medicamentos controlados en el año 2017 no lo recibe hasta el 2019, QUE LOCURA, es como si el plan fuera de camisas o pantalones, el discurso esta por un lado y la acción por otra, hagan como el Oficoda, se trata de medicamentos no de camisas ni pantalones. Y sigo diciendo que el que trabaja no tiene derecho a medicamentos ninguno, hay que estar en la calle y meterse 4 o 5 días de colas casi cada 15 días, ¿Qué le decimos al JEFE, “Comprenda”?

    1. Estimada Taty, se trata de un tema de alta sensibilidad, medicina para la salud, esta reportera es hipertensa crónica y es mi madre, de 76 años quien me hace fila para los medicamentos cuando debería ser yo quien se los garantice a ella, así de mal andamos. Y cuando trato de ir a los lugares y verificar si verbo y acción se corresponden, topo con una empleada irreverente, que a modo de carcerbera tiene la lista apretada en sus manos y no la publica, vaya usted a saber por qué, y se queja… (1)

    2. (2) Taty… se quejan porque saben han actuado mal, cuántos pacientes y viejitos tendrán quejas, por qué no publican el listado de medicamentos a expender? Más claro… Pero se publica y ningún funcionario se toma la molestia de leer estos comentarios y responder… Nosotros, los periodistas cumplimos nuestra función, el resto no depende de nosotros. Pero este nuevo método, recibir el lunes y abrir vendiendo el martes, cada 15 días me parece bien, pero con listado publicado, vista hace fe

  3. Otra semana. Y tampoco entró el Nitrosorbide. Mi hijo hizo la cola desde la madrugada y al final, decepción. Reitero. Reflexionen, analicen quienes deben hacerlo y manden opiniones para arriba y para donde haya que enviarlas: hay casos y casos; situaciones con personas que por elemental lógica de sumatorias deben estar protegidas frente al desabastecimiento. Y se me ocurren tantas soluciones que me cuesta creer que quienes dirigen la actividad no las intuyan, por elementales que resultan.

  4. Hoy me sucedió algo curioso, en mi camino hasta la Redacción pasé por tres farmacias, había fila pero organizada, en dos de ellas expusieron los listados de los medicamentos, en una no, la del Boulevard, le pregunté a una empleada, tenia la lista en las manos, sin publicarla en el cristal… en la tarde vino a quejarse por mi pregunta… Por qué la molestia? Miedo a la transparencia? Habrá que volver sobre el tema, la autora

    1. Bien por sus suspicacia, periodista. No queda de otra que pensar mal. Veo con muy buenos ojos que desde el ente distribuidor haya voluntad para al menos organizar este sensible asunto. Pero de qué valen los buenos deseos si en la concreta siguen apareciendo medicamentos esenciales en el listado de faltantes, que lejos de disminuir parece que crece por semanas. Ud. periodista, siga, no se desanime. Arremeta con su machete desenvainado desfaciendo entuertos. Se le agradece.

  5. La dificultad está a la vista en el material y en la explicación de la compañera Directora , si los planes no cumplen la demanda y en casos como el Enalapril , se queda a un 50 % de lo demandando , existirá un alto % de insatisfacción, peor un alto número de pacientes que no alcance su medicamento según se deduce de sus palabras pero ¿ La solución ? ¿ Hay que esperar al nuevo plan y que transcurra el tiempo enunciado en la entrevista ?
    ¿Sabiendo que no alcanza se eliminará la cola? Absurdo

    1. Mi muy estimado Arsi, el Periódico hace su parte, exponer el problema, dar una herramienta, alertar a través de un trabajo… el resto le corresponde a las entidades responsables; y créeme, en el caso de los medicamentos el bloqueo incide y mucho, gracias por leernos y comentar

  6. Saludos, ahora quedan claras muchas cosas sobre el tema, no obstante considero que el propio ciclo de distribución (cada 15 días ) conspira contra ello porque de alguna manera dilata le entrega y origina aglomeraciones innecesarias

  7. ¿Cómo se explica que no alcancen los medicamentos en las Farmacias y luego aparezcan en manos de revendedores inescrupulosos en la calle? ¿Dónde está la brecha? ¿En el dispensario o en la distribución? Qué bueno sería que nuestra eficaz Dirección Integral de Supervisión se “pusiera” para estas cosas también y mostrara igual efectividad con la que multa a quienes infrijen una patente, una licencia o una mala manipulación de alimentos. ¡Fuego contra estos mercaderes de la necesidad!

    1. Concuerdo con Usted estimado lector, FUEGO contra quienes resultan mercaderes de la vida, vaya usted a saber cómo, se hacen de los medicamentos para lucrar; NO SE PUEDE PERMITIR, gracias por leernos y comentar, las respuestas están en la entrevista, pero continuaremos publicando sobre el tema y lo que queda por decir, desde otras ópticas y entidades involucradas, aunque el problema real está en las dificultades del país para acceder a fuentes seguras de fármacos y materias primas

  8. Se debían establecer mecanismos de protección en farmacias para los enfermos. No entiendo lógico que el país incurra en gastos de primer mundo para realizar intervenciones de alta complejidad y riesgo y luego se de el lujo de dejarnos a su “suerte” frente a un más que probado ineficaz sistema de distribución en el que plan (¡¿qué plan?!, ¡absurdo!) ande por un lado y demanda real por otro. Soy cardiópata operado y hace 6 meses no he podido acceder al Nitrosorbide ni a Furosemida, por ejemplo.

  9. El lunes pasado (11/11/19) hice la cola desde las 6:00 a.m. en la farmacia que me corresponde la de La Calle Santa Clara y Cuartel en esta ciudad, los medicamendos llegaron sobre la 1:00 de la tarde y la venta comenzó a las 4:00, para no hacer el cuento más largo a las 10:30 de la noche tuve que irme porque el medicamento que compro se había terminado. Hace varios meses (Agosto) que no lo puedo comprar por la vía normal. Que hago, trabajo en la Refinería . El medicamento es Atenolol de 100mg.

    1. Qué agonía comprar en esa Farmacia. Esa unidad de Santa Clara y Cuartel nunca ha “tenido 15”. Es de ahí que tengo vivencias, porque es la que me toca por mi consultorio, pero no hay una vez que usted vaya a comprar un medicamento y se encuentre aquello vacío. Los días que entra medicamento comprar allí se vuelve una verdadera misión imposible. Hay personas ancianas que duermen en la fila para comprar sus medicinas. Verdadero y lamentable via crucis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Share