Las enseñanzas de “Irma” para los salubristas

0
367

Las experiencias y enseñanzas que dejó el huracán Irma en Cienfuegos, resultaron temas para un taller auspiciado por la Dirección Provincial de Salud (DPS) en Cienfuegos. Con la participación de directivos y protagonistas, analizaron la toma de decisiones adecuadas para responder con efectividad a las necesidades de Salud, toda vez que de ellos depende la atención oportuna y muchas veces hasta la propia vida de la gente.

Al plenario llevaron todas sus dudas, las vulnerabilidades y se identificó lo positivo y negativo del despliegue de servicios y funcionamiento de instituciones del ramo, durante el evento meteorológico que solo “rozó” la costa Norte de Cuba, pero que dejó fuertes vientos y lluvia para el territorio centro-sureño.

La Dra. María Octavina Rodríguez Roque, vicedirectora de la DPS, presentó a manera de investigación, estadísticas contentivas del funcionamiento del Sistema durante esos días, además de las etapas de trabajo ejecutadas, cada una con características específicas: reducción de riesgos, manejo de desastres y la recuperación. De cómo se desplegaron por toda la geografía provincial los servicios y la asistencia médica, para que nadie careciera de atención, quedaron evidencias ordenadas cronológicamente, con fecha y hora.

Foto: Ismael Francisco./Cubadebate

Salvador Tamayo Muñíz, director de Salud en el territorio, abordó detalles de la movilización y alentó a los presentes a contar algunas de las experiencias vividas en esos días. De los avatares de un hecho real, ocurrido durante la movilización de una paciente a un centro asistencial en medio de los embates de “Irma”, derivó la decisión de entregar un kit de herramientas, en número de 50, a consultorios de servicio extendido, policlínicos, ambulancias y otros, que garanticen incluso, despejar una vía en caso de traslado de emergencia.

Igual se sacaron experiencias de la evacuación del Hospital Pediátrico para el Provincial, la concentración en el Centro Especializado Ambulatorio (CEA) de los pacientes de hemodiálisis, la activación de brigadas integrales y de cirugía hacia zonas de difícil acceso o con peligro de incomunicación. Todas resultaron variantes establecidas en los planes de Defensa Civil, puestas a prueba durante el más reciente de los eventos meteorológicos.

Resulta oportuno que este tipo de encuentros, de debate y análisis, se desarrollen en todos los sectores de la sociedad que de alguna manera tienen que ver con la organización de evacuaciones de población, enfermos y servicios de todo tipo, con el objetivo de trazar pautas y “pulir” los mecanismos que aseguran la integridad física de las personas y el buen recaudo de recursos materiales esenciales para la vida, la supervivencia y la economía del país. Esta vez, la Salud en Cienfuegos resultó puntera en sacar a colación las enseñanzas.

Dejar respuesta