La guitarra en Cuba no se toca sin Cienfuegos

He tenido la oportunidad de asistir a las tres jornadas del II Concurso-Festival de Guitarras Edgardo Martín, realizado en Cienfuegos. Se trata de uno de los sucesos más impactantes transcurridos en cuanto va de año dentro de la esfera artística.

Aquí se ha respirado arte, sensibilidad, buen hacer, calidad y la impronta que dejan las acciones hechas con un real sentido cultural: algo que, aunque pareciera ínsito a tales encomiendas, sin embargo no acompaña a varios certámenes.

El objetivo estriba en fomentar espacios para la expresión y el desarrollo de la guitarra, universo en el cual Cienfuegos sobresale a nivel de país. Esta segunda edición del Festival contribuyó a visibilizar —a rango nacional e internacional— el sólido movimiento existente en el territorio, gracias en notable medida a nuestra escuela elemental donde, según criterio de los expertos, se encuentran los mejores maestros de ese nivel del instrumento en la Isla.

En la provincia estudian hoy niños que son promesas guitarrísticas. Su talento quedó evidenciado a través de la franja competitiva, donde intervinieron junto a colegas suyos de los centros análogos de Sancti Spíritus y Villa Clara.

La guitarrista cienfueguera Ariadna Cuéllar —situada dentro de la élite del instrumento musical en Cuba, sin importar el sexo—, es una de las mentes fundamentales detrás del Concurso-Festival Edgardo Martín y ella merece todo el justo encomio, en virtud de su luz larga, deseos y acometividad. Respaldada por su colega Michel Rodríguez (con quien fundara hace siete años el Dúo Concuerda); por Rafael Gallardo, director de la orquesta de guitarras Ensemble y respetado profesor de la Escuela Provincial de Arte Benny Moré, así como por un grupo de personalidades e instituciones (Oficina Leo Brouwer, empresa provincial comercializadora de la Música Rafael Lay, dirección provincial de Cultura…), Ariadna ha gestado un certamen signado por la exquisitez.

Ashley Lucero, integrante del Cuarteto de Guitarras de la Universidad norteamericana de San Antonio, estado de Texas, durante su presentación en la II edición del Concurso-Festival de Guitarras Edgardo Martín. /Foto: Modesto Gutiérrez (ACN)
Ashley Lucero, integrante del Cuarteto de Guitarras de la Universidad norteamericana de San Antonio, estado de Texas, durante su presentación en la II edición del Concurso-Festival de Guitarras Edgardo Martín. /Foto: Modesto Gutiérrez (ACN)

La estancia del maestro Leo Brouwer —a cuyo aniversario 78 se dedicó el encuentro, conjuntamente con el doceavo de la Orquesta de Guitarras Ensemble— enriqueció diversos momentos, entre ellos la visita a la Escuela Provincial de Arte donde departió con sus estudiantes. Destinada a tener en cuenta resultó su exhortación a eliminar en nuestro país esa “escisión generacional” que fragmenta a creadores de diferentes edades, fenómeno apreciable tanto en Cuba como en el resto del mundo, de acuerdo con sus palabras. “Yo quisiera que se pudiera romper, yo la he roto hace muchos años”, significó el afamado músico cubano. Que pertenezcan a diferentes edades no implica nada; sino que —de hecho— lo resulta todo el acto de crear; en cualquier faceta y, de forma específica, en la guitarra: “un instrumento amado por todos sin saberlo”, tal cual apreciaría el prestigioso compositor, guitarrista y director de orquesta.

A dicha figura cimera de la guitarrística clásica le rindieron tributo en diversos momentos del certamen, si bien descollaría el memorable concierto inaugural efectuado en la sede central de la Asociación Cubana de Artesanos Artistas, durante el cual los participantes ejecutaron par de obras suyas. Así, durante el primer segmento, el destacado guitarrista villaclareño Roberto Cano asumió su Hika In Memoriam Toru Takemitsu, fraguada por el genio cubano a raíz de la muerte del compositor japonés, en 1996; mientras que el cienfueguero dúo Concuerda tocó su Música incidental campesina, compuesta por Brouwer para dos ejecutantes.

Una palabra definió los recitales de Cano y Concuerda: magistralidad.

También en la ACAA, el Cuarteto de Guitarras de la Universidad de Texas-San Antonio (que antes sostuvo un intercambio en la Escuela de Arte) regaló otro buen recital, para la segunda fecha del evento este. El colectivo está compuesto por los jóvenes cultores del instrumento Ashley Lucero, Daniel Schumacher, Abram Fernandez y Aaiden Witten, quienes son dirigidos por el reconocido guitarrista y compositor Matthew Dunne.

Julio Martínez Molina

Julio Martínez Molina

Licenciado en Periodismo por la Universidad de La Habana. Periodista del diario 5 de Septiembre y crítico audiovisual. Miembro de la UPEC, la UNEAC, la FIPRESCI y la Asociación Cubana de la Crítica Cinematográfica

6 Comentarios en “La guitarra en Cuba no se toca sin Cienfuegos

  • Avatar
    8 diciembre, 2018 en 12:56 pm
    Permalink

    Innecesarios todos los comentarios pero feliz de que se generaran.

    Existe siempre una necesidad imperiosa por demostrar los que hacemos y a lo largo de los años de experiencia solo agrego: el resultado del trabajo habla por nosotros.

    Lo màs importante esta pasàndo en redes nada puede ocultarse mientras se comparte y eso lo entendemos cuando apendemos a usarlas
    Encontramos lo que no nos imaginamos.

    Todos sabemos en la guitarra que el evento en Cienfuegos tiene un nombre Ariadna Cuellar, la conozco creo que antes de salir de Cienfuegos a la Habana era una estudiante brillante, pero mi estudiante fuè Michel y en particular me hizo feliz que no abandora su camino.

    Con el respeto a todos los comentarios anteriores y por el desarrollo de nuestra profesiòn no importa donde estemos.
    Cordialmente,
    Rosa Matos. Guitarrista Cubana.

    Responder
  • Avatar
    14 enero, 2018 en 4:42 pm
    Permalink

    Que bonito evento en Cienfuegos.
    Michel estoy feliz de verte después de tanto tiempo y que sigas haciendo arte desde la guitarra,
    Con el cariño y afecto de siempre tu maestra Rosa Matos
    Sigan adelante y que la provincia les apoye para seguir crecièndo
    Costa Rica.

    Responder
  • Avatar
    22 marzo, 2017 en 11:36 pm
    Permalink

    Nos alegra mucho y enorgullece que tan importante concertista tenga el.deseo de seguir promoviendo tan importante evento ,y le agradezco de corazon a Michel Rodriguez ,el otro integrante del duo Concuerda y al resto de los profesores ,guitarristas y amigos que la apoyen en esta complicada tarea.Cienfuegos esta muy necesitado de este tipo de ideas musicales.Gracias Ariadna,gracias amigos.

    Responder
  • Avatar
    20 marzo, 2017 en 8:46 am
    Permalink

    En efecto, Bárbara. Como dice, quien organizó y dirigió el Concurso/Festival Edgardo Martín es una consagrada y a ella se le confirió el destaque merecido en la reseña del certamen. Cualquier otra acotación puntualizada por algún comentario, más allá de la valía de la apreciación, en realidad extravasa los márgenes de este evento que tuvo un nombre claro: el de Ariadna, cual quedó remarcado en el texto y usted reafirma. Saludos del autor.

    Responder
  • Avatar
    17 marzo, 2017 en 9:57 pm
    Permalink

    El nombre de Osvaldo Humberto Gonzalez Matamoros, ex Director Musical del Grupo Ismaelillo, ganador del Festival Internacional de Guitarra de la Habana debe ser mencionado cuando se habla de la guitarristica cubana y cienfueguera, es u orgullo de nuestro terruño.

    Responder
    • Avatar
      20 marzo, 2017 en 6:07 am
      Permalink

      No entiendo yo muy bien sobre conceptos de la guitarrística cubana pero teniendo en cuenta que quien organizó y dirigió el concurso cienfueguero de guitarra si es una licenciada y consagrada dentro de la música en dicha ciudad, con premios reconocidos a nivel internacional así como su obra de interpretación y composición y además persona responsable y con el deseo de representar y hacer este tipo de eventos por nuestra provincia, que muy falta esta de ello. No existe comparación. Unos se destacan por el resultado de su obra y otros con su ausencia, (como dice la canción) Ausencia quiere decir olvido. Un saludo Bárbara Cuellar Perez

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Compartir