Inapropiado culpar a China y la OMS por la pandemia

La portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia, Maria Zajárova, anunció este jueves que los ataques infundados y los intentos de varios países occidentales de trasladar toda la responsabilidad sobre la pandemia de coronavirus sobre China y la OMS son absolutamente inapropiados.

«Hoy, en la situación más difícil, son totalmente inapropiados los ataques sesgados e infundados contra ciertos estados, organizaciones internacionales y los intentos de trasladarles toda la responsabilidad por la actual crisis epidemiológica», sostuvo Zajárova.

A escala mundial, la pandemia ha dejado ya más de 2,6 millones de infectados y más de 180 mil fallecidossegún los últimos datos proporcionados por la Universidad Johns Hopkins. Entre tanto, más de 720 mil personas han logrado recuperarse de la enfermedad.

Trump contra la OMS

La semana pasada, el presidente de EE.UU., Donald Trump, anunció que su Administración dejaría de proporcionar fondos para la OMS, «mientras se realiza una revisión para evaluar el papel de la Organización Mundial de la Salud en el grave mal manejo y el encubrimiento de la propagación del coronavirus». En respuesta, el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, defendió la actividad de su organismo, que —dijo— se centra en «trabajar para salvar vidas y frenar a la pandemia de covid-19″.

Por su parte, el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, señaló en declaraciones recientes que Washington no se limitará a dejar de financiar a la Organización Mundial de Salud (OMS), sino que quiere cambiar la cúpula del organismo, al mismo tiempo que evalúa la posibilidad de abandonarlo.

«Creo que es lo correcto», dijo Pompeo, en una entrevista al canal Fox, respondiendo a la idea de la presentadora Laura Ingraham de exigir la dimisión del director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

«O incluso más que eso. Es posible que EE.UU. no vuelva nunca más, haciendo que los dólares de los contribuyentes estadounidenses vayan a la OMS. Puede que necesitemos un cambio aún más audaz que ese», agregó el secretario de Estado.

China bajo presión

Además, la semana pasada, el origen y las fases tempranas de la propagación del virus se convirtieron en una cuestión de política internacional.

Así, el 14 de abril el Comité de Seguridad Nacional del Senado estadounidense lanzó una investigación sobre cómo se inició la pandemia. En una entrevista, el presidente del comité, Ron Johnson, sugirió que el patógeno podría proceder de un laboratorio chino.

El día siguiente, Donald Trump, que había acusado repetidamente a Pekín de ocultar información sobre el brote, alegó que el número real de muertes por la Covid-19 en Wuhan es más alto que las cifras oficiales. El 18 de abril, el inquilino de la Casa Blanca amenazó a China con «consecuencias» si llega a demostrarse que Pekín fue «conscientemente responsable» de la pandemia del coronavirus.

Al mismo tiempo, varios líderes europeos apoyaron las acusaciones estadounidenses. Entre ellos se encuentran el presidente de Francia, Emmanuel Macron, quien estimó que durante el brote en China «claramente sucedieron cosas que desconocemos», y el secretario de Asuntos Exteriores del Reino Unido, Dominic Raab, que aseveró que Pekín tendrá que responder «preguntas difíciles» sobre cómo apareció el brote de coronavirus y si pudo haberse prevenido.

Asimismo, la canciller de Alemania, Angela Merkel, pidió este lunes a Pekín que comparta información sobre la epidemia del SARS-CoV-2 en su territorio.

«Creo que cuanto más transparente sea China aclarando la historia de este virus, mejor podremos aprender sobre él en el resto del mundo», dijo la jefa del Gobierno alemán tras una reunión de su gabinete en Berlín.

«No somos ni el culpable ni el cómplice del virus»

A la andanada respondió el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Geng Shuang, quien instó a EE.UU. a dejar de culpar a Pekín por la pandemia causada por el coronavirus, y entender que China es también una víctima.

«China ha sido atacada por el virus y también es una víctima del virus. No somos el culpable ni el cómplice del virus», aseguró el portavoz a los periodistas en Pekín.

«La comunidad internacional conseguirá superar el virus solo si puede mantenerse unida y cooperar para realizar esfuerzos concertados», anunció el portavoz. «Atacar y desacreditar a otros países simplemente desperdicia tiempo y no puede salvar vidas perdidas«.

El portavoz del Ministerio enfatizó que China espera que Estados Unidos respete «los hechos y la ciencia», y deje de «politizar» el origen de la pandemia.

«El origen del virus es un problema científico serio. Tiene que ser manejado por científicos y expertos médicos, y no debe ser politizado«, reclamó Geng.

Asimismo, recordó que Estados Unidos no compensó a nadie después que la pandemia causada por la gripe H1N1, que tuvo lugar en 2009, fuera detectada por primera vez en territorio de ese país.

Actualidad RT

Actualidad RT

Primer canal de televisión ruso en idioma castellano con señal de alcance mundial. Comenzó a emitir desde Moscú en diciembre de 2009. Hoy figura a la cabeza entre las páginas web informativas con más audiencia entre las que emiten en idioma español.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Compartir