En Cienfuegos: ganadería + tecnología = más leche | 5 de Septiembre.
dom. Dic 8th, 2019

En Cienfuegos: ganadería + tecnología = más leche

Sistema de ordeño. / Foto: Dorado

Sistema de ordeño. / Foto: Dorado

Si un sector necesita producir y buscar creatividad en beneficio de la alimentación del pueblo es el Pecuario o Ganadero, porque carne y leche constituyen elementos que no pueden faltar en la dieta diaria, por cuanto aportan en proteínas.

Recientemente, conocimos que se sustituyen los sistemas de ordeño mecánicos, de los pocos que quedaban en existencia, y se implantan nuevos, en las unidades pecuarias donde ya no funcionaban o carecían de ellos. A propósito del tema,“5 de Septiembre” conversa con Maikel Osiel Del Toro Callarga, a cargo de la Ganadería en Cienfuegos.

¿En qué condiciones está la provincia en cuanto a indicadores de eficiencia, y cuánto se hace en el tema de inversiones y mejoras técnicas?

“Estamos ahora mismo inmersos en el reemplazo y la ubicación de los sistemas de ordeño mecánico, que aportan más eficiencia y calidad en la obtención de la leche de vaca. Contamos con 42 equipos en fase de montaje, diez terminados, mientras estamos a la espera de culminar esta primera etapa, para que se nos asigne el resto de la tecnología y completar las unidades de todo el territorio cienfueguero. El país está en disposición de asignarlo.

“También trabajamos en proporcionar el sistema de ordeño de dos plazas a los productores privados, aquellos que tengan las condiciones en sus fincas, cada plaza es factible para un mínimo de 15 vacas, es decir, podrán optar por el derecho a comprarlo, quienes posean entre 30 o 40 ejemplares de ganado vacuno para ordeño, aproximadamente. De esta manera se humaniza el trabajo y se gana en eficiencia”.

Maikel Osiel Del Toro Callarga, a cargo de la Ganadería en Cienfuegos. /Foto:Dorado
Maikel Osiel Del Toro Callarga, a cargo de la Ganadería en Cienfuegos. /Foto:Dorado

¿De cuánto data la anterior tecnología, casi en obsolescencia técnica?

“Los que todavía existían, apenas, que son de la firma Alfa Laval, tienen casi 40 años de trabajo. De buena calidad, pero que no tenían piezas de reemplazo. Los que ahora instalamos en Cienfuegos son de procedencia china, contamos con 31 para vaquerías, y 11 para productores independientes, de dos plazas de ordeño”.

¿Cómo se comportan los indicadores tras la instalación de la tecnología?

“Con el uso de los equipos viejos y el ordeño manual, teníamos problemas con la eficiencia, quedaba mucha leche en la ubre de las vacas y esto provoca enfermedades en los animales, como la mastitis, con sus pérdidas consecuentes a la economía. Con estos equipos aseguramos que esto no ocurra o que disminuya notablemente. El plan de producción de leche se comportaba a inicios de septiembre, a un 110 por ciento de ejecución, así como el de la carne pactada. Las condiciones climáticas ayudan y nos perjudican al mismo tiempo, porque empeoran las condiciones de los caminos y dificultan el transporte de acopio del producto, para que llegue a tiempo y en condiciones a la industria, en ello trabajamos también”.

En general, ¿cómo marcha la situación del crecimiento ganadero?

“Nos ocupamos de la siembra de plantas proteicas para la alimentación de los animales, toda esta inversión de la que hablaba cuenta en esos planes, porque aumenta la producción de leche, la cría artificial de terneros y trabajar mucho con los campesinos, en quienes recae, en definitivas, casi la mayor responsabilidad por la obtención del producto; son entre 9 o 10 mil campesinos en este renglón”.

¿Cuánta leche aporta a la economía cienfueguera el sector ganadero al año?

“Unos 25 millones 248 mil 800 es la cifra general, de ellos, 19 millones 355 mil 700 para la industria, y más de 5 millones son destinados a la venta directa a la población, distribuidos entre dietas y para niños menores de siete años, quienes tienen asegurado un litro diario, a precio subsidiado”.

Camilo Cabrera Otero, vaquero de pura cepa, y presidente de la Cooperativa de Producción Agropecuaria La Aguadita, ubicada en el municipio de Rodas, cuyo objeto social es la ganadería, da fe de las mejoras  tras la instalación de la nueva tecnología de ordeño.

Camilo Cabrera Otero, presidente de la Cooperativa de Producción Agropecuaria La Aguadita, Rodas./Foto: Dorado
Camilo Cabrera Otero, presidente de la Cooperativa de Producción Agropecuaria La Aguadita, Rodas./Foto: Dorado

“Somos 152 asociados aquí en La Aguadita, y producimos de todo, aunque la razón principal es aportar leche y carne. Al año resultan unos 600 mil litros de leche, y ahora esperamos aumentar la cifra, porque en verdad se gana en eficiencia con la tecnología recién estrenada. Los equipos que teníamos eran de los años 80 y presentamos muchas dificultades con los repuestos. Sabemos muy bien que todo cuanto aportamos es importante para la economía y para el pueblo”.

Noticias relacionadas
Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Share