Elefantes de vuelta a la grama

Un total de 38 peloteros integra la preselección de los Elefantes de Cienfuegos que enfrentará los entrenamientos de seis semanas, de cara a la venidera 60 Serie Nacional de Béisbol.

Estamos satisfechos con los muchachos, explica Alaín Álvarez, mentor del elenco. Aprovecharon el tiempo de aislamiento social y han llegado en buena forma, algo que se demostró en las pruebas y test que realizamos antes de comenzar las prácticas. El estado de ánimo es muy favorable.

La preselección es reducida, pues de 38 quedarán 34 en el plantel. Prácticamente el 90 % de estos atletas repite del año anterior, y solo contamos con cuatro novatos en el grupo. En el área del pitcheo tenemos dos reincorporaciones importantes, Adrián Bueno y Hermes González, y no enfrentamos ningún caso de lesión. Incluso Yasmani Insua, puntal indiscutible del cuerpo de lanzadores, se encuentra muy recuperado de la lesión que sufrió en la pasada campaña, agrega el director.

Por su parte, Pavel Quesada, capitán de los Elefantes, confiesa que hay un ambiente magnífico en el equipo. Vuelve a ser una mezcla de juventud y experiencia, pero ya esos jóvenes han adquirido mayor madurez, así que estamos listos para alcanzar grandes metas. A nosotros, los más experimentados, nos toca servir de guía y aportar todo lo que sea posible.

César Prieto, uno de los mejores peloteros de nuestro país, opina que se siente bien volver al terreno de juego. Cada quien hizo lo que debía hacer en estos meses de aparente inactividad, y todos estamos enfocados en realizar una buena preparación para encarar la Serie. En lo personal, trataré de rendir al máximo para la causa de los Elefantes, dice.

Daniel Pérez Pérez es otro que ardía de ganas por saltar a la grama. «Me llama la atención los deseos y la disposición con que hemos empezado. Prima la química entre los integrantes del grupo, más que un conjunto somos una familia. Estamos entrenando fuerte, y no podemos perder un segundo. Soy un eterno inconforme, siempre aspiro a más, y este año me esforzaré por elevar mis números, para, en primer orden, ayudar al equipo».

Todos agradecen y elogian las condiciones que exhibe el estadio 5 de Septiembre, luego de acciones de mantenimiento que incluyeron todas las áreas de la instalación.

Tenemos que felicitar a todos los trabajadores del estadio, pues el cambio ha sido extraordinario. El terreno reúne las condiciones idóneas y facilita las prácticas y el buen desempeño en el juego. Ahora nos toca cuidarlo, por el bien del béisbol y del espectáculo, señala Alaín Álvarez.

En cuanto a las aspiraciones de Cienfuegos en el venidero certamen, existe optimismo desde el primer día de entrenamiento.

No ha variado nada. La primera meta es alcanzar un boleto a la segunda fase, en la que ahora se incluirán ocho selecciones. Si el año anterior, con solo seis papeletas, logramos el pase de manera directa, esta vez no podemos aspirar a menos. Luego lucharemos por una buena ubicación, precisa el mentor sureño.

Carlos E. Chaviano Hernández

Carlos E. Chaviano Hernández

Periodista y Director de programas de televisión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Compartir