El contenedor de abate, garantía para controlar el mosquito

0
344

A partir de un incremento de la focalidad y la aparición de casos sospechosos de arbovirosis, es preciso implementar y consolidar medidas novedosas para eliminar el peligroso vector.

El abate es un plaguicida sistémico organofosforado de efecto residual con amplio uso en el mundo, en el control de larvas de mosquito. Se utiliza en el control del Aedes aegypti, fundamentalmente en agua de consumo humano, bajo la aprobación de la Organización Mundial de la Salud. La dosis a emplear en este caso es de 20 gramos por cada 200 litros de agua, 1 mg de ingrediente activo por litro.

Un pomo plástico de refresco de 300 ml, con aberturas a ambos lados siempre por debajo de la mitad, donde la parte de arriba sirve de flotador, es un método ideal para funcionar como contenedor y matar el mosquito en su estado larvario. La no utilización o conservación de esta sustancia en los depósitos de agua, es de las cuestiones que provocan mayormente la proliferación del mosquito en nuestras viviendas.

El método es eficiente, económico y garantiza una protección segura a las personas. Puede recibir información para su utilización a través de los operarios de vigilancia y lucha antivectorial, médicos y enfermeras de la familia.

¡Controlemos el vector!

¡Por tu salud la de tu familia y la comunidad!

Centro Provincial de Higiene Epidemiologia y Microbiología (CPHEM)

Cienfuegos

Dejar respuesta