El agradable sabor de la madera dulce

0
611
La canela es muy apreciada por la culinaria en el mundo

Desde su propia etimología, la canela despierta el interés por su estudio. Cinnamomum proviene del griego Kinnamon o Kinnamomon, usado para hablar de madera dulce, término a su vez probablemente derivado del hebreo quinamom, el cual tiene origen en una versión anterior al término Kayu manis, que en el lenguaje de Malasia e Indonesia también se usa con idéntico significado. En tanto, la palabra canela puede venir del francés cannelle, forma diminutiva de canne (caña, tubo) que designó a partir del siglo XVI a la caña de azúcar.

De lo que sí no hay dudas es de que la Cinnamomum zeylanicum o Cinnamomum verum, su nombre científico, es originaria de Sri Lanka, la antigua Ceylán, de ahí el apellido y el título bien ganado de mayor productor mundial, aunque su cosecha se ha extendido por todo el mundo, desde los sitios cercanos al enclave originario (Indonesia, Malasia, China, India, Java, Birmania, Islas Seychelles, Mauricio y Reunión), hasta los más distantes Madagascar, Brasil, Guayana… e incluso algunas islas del arco de las Antillas.

Tal difusión responde a razones de índole culinaria y cosmética, pues resulta innegable su uso tanto en la repostería como en la industria de la perfumería, aunque también se le reconocen valores medicinales.

Por lo general se comercializa molida y en rama. Es muy común la utilización de la primera variante en postres pasteles y dulces, mientras que la otra es empleada para adornar y sazonar algunos platos.

Árbol de la canela

Tal vez del conocimiento de su propiedad relajante, antiguamente, en la España rural, existía la costumbre entre las madres campesinas de administrársela a los niños como infusión para inducirles el sueño mientras ellas acudían a trabajar la tierra. También de los españoles trascendió su ingestión por las mujeres cuando se les retrasa la menstruación.

Otro beneficio medicinal de la Cinnamomum zeylanicum es que cuando existen abrasiones en la lengua por comer o tomar alimentos calientes, la barra de canela se chupa o lame para sedar el dolor y cicatrizar las papilas gustativas afectadas.

Agregar, además, que tiene provechosos efectos contra la diabetes y la hipercolesterolemia (según investigadores del Departamento de Nutrición Humana del Centro de Investigación en Beltsville, Maryland). Esos estudios revelan que, en primer lugar, la ingesta de canela ayuda a reducir las cifras de azúcar en sangre en las personas diabéticas; en segundo lugar, tan sólo media cucharita puede ayudar a disminuir también los niveles de colesterol y triglicéridos altos en sangre.

Una forma de incorporar esta especia podría ser añadiéndola en alimentos tales como el café, té, zumos, cereales o tostadas y chocolate con y sin leche. Recuerde entonces que tales prácticas, además de aportarles un agradable sabor al bocado, le está proporcionando beneficios a su salud.

Su milenario uso

La Biblia menciona el uso de la canela como una especia aromática muy apreciada. Luego, desde tiempos remotos se sabe que fueron aprovechadas las propiedades alimenticias y medicinales de la planta.

Botánicamente hablando, se trata de un árbol de hojas perennes, de aproximadamente entre diez y quince metros de alto. Lo que se aprovecha es la corteza interna, la que se extrae una vez pelada y frotada las ramas.

Las mejores plantaciones crecen en terrenos lluviosos, de textura arenosa y fangosa, profundos con alto contenido de materia orgánica y buen drenaje. Requiere un clima caliente y húmedo, con temperatura media anual entre 24 y 30º C y una precipitación entre 2 000 y 4 000 milímetros anuales, bien distribuidos durante todo el año, condiciones que se encuentran en altitudes entre 0 y 600 metros sobre el nivel del mar.

El aroma de esta especia se debe al aceite esencial que constituye un 0,5-2,5 por ciento de su composición. El componente mayoritario es el aldehído cinámico, también el eugenol y el alcohol cinámico. Con menos proporción encontramos el ácido transcinámico, el aldehído hidroxicinámico, el aldehído o-metoxicinámico, acetato cinámico, terpenos (linalol, diterpeno), taninos, mucílago, proantocianidinas oligoméricas, glúcidos y trazas de cumarina.

En toda América el uso del té de canela está tan extendido que compite con otras bebidas calientes como el café y el chocolate. Se obtiene después de poner té de Ceilán con unas varitas de canela a hervir en agua hasta obtener la infusión, agregando luego azúcar al gusto.

De la madre patria, España, nos llegó su utilización como especia en algunos platos tradicionales, como por ejemplo en la morcilla de Aranda, una variedad de la morcilla de Burgos. Por su lado, En Argentina, Cuba y Panamá se emplea en el postre de arroz con leche.

En Ecuador se prepara una infusión con licor llamada canelazo, de amplia difusión sobre todo en las ciudades andinas para combatir el frío. Es también ingrediente de muchas salsas curry y otros platos de Oriente, en donde se emplean las variedades de Ceilán y China, además del polvo y las hojas de la canela.

Entre acordes y el sabor

¿Quién no se ha deleitado oyendo ese maravillo vals peruano cuyo nombre trascendió en la gran escena musical universal: La flor de la canela?. Esa bella composición fue creada en 1950 por la cantautora Chabuca Granda, devenida una de las más representativas del país andino.

El vals habla de doña Victoria Angulo Castillo, distinguida señora de la raza negra y amiga de Chabuca, inspiración principal para dicha canción. La pieza fue lanzada a la fama en 1951 por el trío Los Chamas (integrado por los hermanos Rolando y Washington Gómez y Humberto Pejovés). Desde entonces ha sido interpretada por diversos cantantes y grupos de renombre mundial.

Autora del vals peruano La flor de la canela

Tal vez por asociación de ideas, la creadora peruana emuló el color de la piel de su amiga con el carmelita marrón de la corteza interna seca del árbol de la canela y no el de su flor, pues éstas son blancas o amarillo verdosas y recubiertas de pelos, bracteadas y actinomorfas.

En Cuba, el carísmático cantante, pianista y compositor Ignacio Villa, conocido en el mundo artístico por Bola de Nieve, tenía en su amplio repertorio La flor de la canela, y donde se presentaba no falta nunca quien se la pidiera interpretar en su actuación.

Mas, anécdota aparte, concordaremos en que hablamos de una de las especias más apreciadas por sus diversos usos en el planeta. Tal es así que sus propiedades son muy utilizadas en la cocina, industrias licorera y perfumera, la fabricación de dulces, helados y hasta para adornos florales.

La farmacopea recomienda

Ponemos a consideración del lector el uso tradicional medicamentoso de la canela, recopilado de varios sitios digitales, aunque con la aclaración de siempre consultar al facultativo competente antes de iniciar cualquier acción.

– Aerofagia: Remedia el exceso de gases o las flatulencias acumuladas en el aparato digestivo. Tomar en infusión una cucharada de canela en rama desmenuzada por litro de agua. Beber un par de vasos al día.

– Acidez: Es un buen antiácido contra el exceso de acidez. Espolvorear un poco de canela sobre los alimentos ayudará a reducirla y a sentirnos mejor.

– Afrodisíaco: Estimula el deseo sexual y aumenta la libido. Tomar en infusión media cucharadita de canela en rama triturada por vaso de agua. Tomar dos vasos al día, después del desayuno y después de la cena. Realizar este tratamiento durante 15 días, descansar tres días, y seguir con 15 días más. Un tratamiento menos exigente y más fácil de llevar a cabo consiste en espolvorear los alimentos con un poquito de canela. El olor que produce esta especia produce una mayor acumulación de sangre en el pene lo que facilita la erección.

– Anorexia: Abre el apetito. Tomar en infusión una cucharada de canela en rama desmenuzada por litro de agua. Beber un par de vasos al día media hora antes de las comidas. Espolvorear un poco de canela sobre la comida después de su preparación y antes de servirla.

– Arterioesclerosis: Tomar en infusión una cucharada de canela en rama desmenuzada por litro de agua. Beber un par de vasos al día.

– Bronquitis: Expulsa las mucosidades y rebaja la inflamación. Tomar 2 ó 3 gotas de esencia de hoja de canela disuelta en un vaso de agua caliente endulzada con una cucharadita de miel tres veces al día.

– Digestiones difíciles: Estimula los ácidos gástricos y facilita la digestión. Tomar 1/4 de una cucharadita de canela en polvo antes de las comidas sobre una oblea o mezclado con miel.

– Hongos en los pies y en las uñas: Neutraliza los hongos de los pies, sobre todo en el llamado pie de atleta y los hongos de las uñas. Realizar un baño de pies con el líquido resultante de la infusión de dos cucharadas de canela en rama desmenuzada en un par de litros de agua.

– Infecciones respiratorias: Para el tratamiento de las anginas, faringitis o laringitis se pueden realizar gárgaras con el líquido resultante de la infusión de media cucharadita de canela en rama desmenuzada por vaso de agua.

– Infecciones vaginales: Neutraliza infecciones vaginales causadas por Candida albicans. Realizar un lavado vaginal con el líquido resultante de la infusión de una cucharada de canela en rama desmenuzada en un litro de agua.

– Mal aliento: Impide el desarrollo de las bacterias en los restos de comida de la boca y previenen la halitosis. Realizar enjuagues bucales con el líquido resultante de la infusión de un par de cucharadas de canela en rama desmenuzada por litro de agua. No ingerir.

– Problemas circulatorios en las extremidades: Tomar en infusión una cucharada de canela en rama desmenuzada por litro de agua. Beber un par de vasos al día.

– Menstruaciones difíciles: Regula la menstruación siendo útil en las menstruaciones irregulares o en los retrasos de la regla. Tomar en infusión una cucharada de canela en rama desmenuzada por litro de agua. Beber un par de vasos al día.

– Sabañones: Tomar en infusión una cucharada de canela en rama desmenuzada por litro de agua. Beber un par de vasos al día.

– Tos: Calma los ataques de tos. Tomar 2 ó 3 gotas de esencia de canela disuelta en un vaso de agua caliente endulzada con una cucharadita de miel tres veces al día.

– Úlceras bucales: Realizar enjuagues bucales con el líquido resultante de la infusión de media cucharadita de canela en rama desmenuzada por vaso de agua.

– Vómitos: Es antivomitiva. Tomar 1/4 de una cucharadita de canela en polvo antes de las comidas mezclado con miel.

Ojo, precaución con la toxicidad

El uso de preparados de canela esta contraindicado en mujeres embarazadas o lactantes. Su uso estimula los movimientos del útero por lo que podría provocar abortos.

Tampoco deberán tomarla las mujeres que deseen quedarse embarazadas pues se cree que posee propiedades anticonceptivas. De hecho, en la India las mujeres la toman después de los partos para retrasar un posible embarazo.

Igualmente no debe administrarse a niños menores de dos años.

La corteza de canela, tomada en exceso o en uso prolongado, resulta tóxica y puede originar ardor bucal, úlceras o inflamaciones en la boca. En dosis elevadas es responsable de la aparición de dificultades respiratorias o ataques convulsivos.

En dosis terap̩uticas (2 Р4 gramos diarios) puede producir problemas estomacales, como diarrea, gastritis, o reacciones al̩rgicas en algunas personas.

Dejar respuesta