Buena Fe: la banda sonora de la juventud cubana por casi dos décadas
vie. Nov 22nd, 2019

Buena Fe: la banda sonora de la juventud cubana por casi dos décadas

Buena Fe ha sido el grupo con el que han crecido varias generaciones a lo largo de casi dos décadas. Aun así, siguen manteniéndose en la preferencia de la juventud cubana. / Foto: De la autora

Buena Fe ha sido el grupo con el que han crecido varias generaciones a lo largo de casi dos décadas. Aun así, siguen manteniéndose en la preferencia de la juventud cubana. / Foto: De la autora

La juventud cubana está de celebración por estos días. Cuando se habla de celebración y juventud en la misma oración, es casi obligatorio mencionar un grupo musical que ha sido por casi dos décadas la banda sonora de varias generaciones de cubanos: Buena Fe.

Como parte de las festividades por el 4 de abril, fecha de los cumpleaños 57 y 58 de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC) y la Organización de Pioneros José Martí, respectivamente, los jóvenes cienfuegueros se dieron cita en el Cabaret Costa Sur, de Cienfuegos, para disfrutar por casi más de una hora de los temas más populares de la banda. Israel Rojas, con el carisma que lo caracteriza, accedió a responder algunas preguntas a 5 de Septiembre Digital.

¿Cómo recuerdas tu etapa de estudiante?

“La verdad yo disfruté bastante mi etapa de estudiante. Una de las reglas de mi vida es tratar de que aunque la vida le caiga a patadas a aquel estudiante que todavía yace dentro de mí, hago todo lo posible por amarrarlo con los retazos de sueños que me voy encontrando y así no me abandone. Recuerdo mucho a un profesor que tuve en la universidad que decía que uno es incendiario a los 20 y bombero a los 40; él decía que la magia de la vida está en ser incendiario de las cosas que hacen falta encender a los 20, a los 30, a los 50 y los 70, y a su vez ser bombero a los fuegos terribles que hace falta apagar a los 20, a los 30, a los 50 y a las 70. Yo hice todo lo que venía escrito en el libro que debía hacer como estudiante: participé en juegos deportivos, actividades culturales, tuve novias, desamores, hice canalladas y me las hicieron a mí, conocí excelentes amigos, todo eso me lo gocé. Y creo que de eso se trata la vida, de no permitir que las desgracias, las inconsecuencias, los despropósitos que la vida siempre pone en el camino te vayan matando a ese estudiante que algún día quiso comerse el mundo. Incluso el último día de mi vida voy a tener un poquito de hambre y voy a querer darle una mordidita a algo que aún esté latiendo fuerte”.

¿Con qué catalejo miras el futuro de las nuevas generaciones de jóvenes cubanos?

“En todas las épocas siempre se ha dicho ‘la juventud está perdida‘, y sí, sin duda alguna siempre ha habido algo de extravío en alguna zona de la juventud. Pero igual me encuentro con personas estupendas, jóvenes que me asombran por su madurez, su capacidad para autotransformarse y transformar al mundo. Los jóvenes de hoy no se parecen a los jóvenes que fuimos nosotros: hablan tres veces más inglés, saben más matemática, se le cuelan a las nuevas tecnologías de una manera impresionante y la aprovechan a su favor. Siento que son más libres de prejuicios que venían de mi generación, son más libres en el sentido sexual, menos machistas. Creo que los millenials —como les llaman—, son mucho mejores que la generación que nos tocó vivir a nosotros, lo que sucede que les tocó también un mundo mucho más complejo. En este país hay una juventud de vanguardia maravillosa, que esta halando de una manera extraordinaria, gente que está inventando cosas, gente que se está apropiando de las oportunidades donde otros vieron crisis, gente que no para, gente que sigue adelante, gente que transforma cosas. Sigo creyendo que cada sociedad tiene sus propias vanguardias y que van marcando su propio rumbo”.

¿Buena Fe ha sido el grupo con el que hemos crecido varias generaciones, cual es la fórmula para seguir manteniéndose en la preferencia de la juventud cubana?

“Agradecido primero que todo, esa es una de las mejores cosas que nos ha regalado la vida. No hemos hecho más que trabajar. Siempre, por supuesto, como artistas haciendo el esfuerzo por gustarle a la gente, tratando de que los discos sean variados, no nos gusta ser monotemáticos, la vida en sí misma no es monotemática. Tratamos siempre de darle a nuestra música una comunicalidad, usamos mucho las redes sociales. Eso es básicamente lo que hemos hecho en Buena Fe. ¿El resultado? ¿Por qué ha sucedido eso en la gente?, no lo sé. La única palabra que tengo para eso es: GRACIAS”.

Un disco en camino

La banda se encuentra enfrascada en la grabación de su décimo disco, sello que celebra además los 20 años de creación del grupo. Sobre los detalles del mismo, Israel agregó:

“Estamos en una etapa que disfrutamos mucho, la preparación de lo que será nuestro próximo disco no solo conlleva el tiempo en el estudio, sino además perfilar las canciones que hemos valorado para que formen parte de este material. Nos encontramos ahora mismo en el proceso de grabación, momento en que ya tienes una canción grabada, llega otra que la sustituye, e intentas que el disco tenga un balance porque la placa no es un carnaval de canciones, siempre se busca que tenga un discurso lo más integral posible compuesto por un grupo de canciones. A veces la entrada o salida de un tema te descuadra lo que tenías pensado. Pero estamos muy felices, existe un espíritu de experimentación en Buena Fe, sonoridades nuevas, introducir incluso nuevos instrumentos… Uno no puede estar ajeno a lo que las nuevas tecnologías están haciendo en el campo de la música. Tenemos grabados ya seis temas, faltan otros tantos que tal vez conformen los 12 o 13 que deberá traer el disco. Todas las expectativas puestas en lo que saldrá de esta entrega y en cómo la gente lo recibirá”.

Noticias relacionadas
Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Share