Amor multiplicado

1
450
El aporte de los trabajadores de la Agencia número 7 de ESPONS posibilitó donar ventiladores y regalarle golosinas a los niños hospitalizados. /Foto: Barreras Ferrán.

El niño extiende su manito, agarra el juguete que acaban de regalarle, lo mira, sonríe, levanta la vista y dice: “Gracias”.

La escena, no por repetida deja de conmover, porque darle un poco de alegría a un pequeño enfermo y hospitalizado es agrandar la obra de infinito amor que constituye atenderlos, cuidarlos y hacer todo lo humanamente posible para curarlos.

Una y otra vez llegan al Hospital Pediátrico Universitario Paquito González Cueto, de la provincia de Cienfuegos, integrantes de colectivos laborales que, en gesto altruista, aportan parte de su salario o de la estimulación para mejorar el confort de las salas o hacer donativos a los pequeños ingresados, fundamentalmente los de larga estadía, como los que sufren padecimientos oncológicos o hematológicos.

El más reciente fue el de la Agencia número 7 de la Empresa de Protección del Ministerio de la Construcción (ESPONS).

“Lo hacemos con mucha motivación porque conocemos lo que significa ese aporte para esos niños y sus familiares, aunque no sea tan grande como quisiéramos”, afirmó Jorge Luis Peña Herrera, director de esa Agencia.

Explicó que el salario de los agentes y demás trabajadores es realmente bajo, pero eso no impidió que respondieran a la convocatoria hecha por la dirección administrativa y la sindical.

Al hospital pediátrico cienfueguero llegaron con ventiladores y golosinas diversas.

La doctora Dumeivy García Sánchez, subdirectora del centro asistencial, expresó el agradecimiento por tan generoso gesto y ponderó el significado real de los donativos, no solo para lograr unas condiciones mejores de estancia para los pacientes y acompañantes, sino también para aportarles un poquito de alegría.

1 Comentario

  1. Un gesto muy humano, todos hemos tenido niños hospitalizados y sabemos lo que representa entreguen algún detalle en momentos de padecimientos , esa sonrisa de agradecimiento y su mirada,no se olvida fácil. Gracias a Todos los que piensan en la Felicidad de nuestros infantes.

Dejar respuesta