Alan x el Mundo: filma a Cienfuegos | 5 de Septiembre.
mié. Nov 20th, 2019

Alan x el Mundo: filma a Cienfuegos

Alan Estrada es el hispano con más seguidores (1,3 millones) en el canal YouTube y vino a filmar a Cienfuegos./Montaje: Arí

Una parte importante del mundo, no está en la ciudad, ni en el campo…, está en la carretera o en el aire. Viajar se ha vuelto obsesión, como si se pudiera alcanzar el horizonte que nos limita el mar o atrapar la lluvia que cae donde se le antoja caer. La gente, en un intento legítimo por dejar su marca, sube al auto del viajero insaciable y hace de su vida un mapa.

Alan Estrada es un actor y cantante mexicano que vive de viajar, de compartir contenidos en su blog Alan x el mundo. Él va y busca luces y sombras, edificios y ruinas, parques y estadios, lunas y soles, música y silencios; luego los lleva al soporte audiovisual y los comparte con sus 1,3 millones de seguidores en su canal de YouTube.

Podría traducirse este hombre como el Superman hispano de las redes sociales: más de 700 vídeos con tres millones de visualizaciones, 162 mil seguidores en Twitter y 577 mil amigos en Instagram. Todo un fenómeno en las pistas digitales que ha comido desde platos con cocodrilos podridos hasta huevos de 100 años; todo un As que hace pocos días filmó para el mundo a Cienfuegos en su cotidianidad paradisíaca.

Alan x el Mundo juega fútbol en el parque José Martí. / Foto: Karla

“Esta es mi segunda visita al país. Había venido once años atrás porque quería conocer la Cuba de Fidel, ver y comprobar las cosas que uno escucha, en esa fecha me quedé en una casa particular, caminé La Habana con mi mochila en la espalda y fue muy buena la experiencia. Todavía no había recorrido tantas ciudades; ahora me doy cuenta de lo única que es Cuba.

“No sueles encontrar lo mismo en los lugares que visitas varias veces, pero aun sabiéndolo, me daba un poco de temor regresar. Sin embargo, esta sigue siendo una nación típica y única, con mucho que ofrecer al turismo y a los viajeros”, dice en los primeros momentos de conversación, y su alta figura se proyecta en el espejo de la entrada del teatro Tomás Terry, una tanto difusa en sus contornos, un tanto movida por su manera peculiar de hablar y mover las manos.

Alan desató su pasión por conocer diferentes regiones a partir de su viaje en 2004 a la India, Tailanda y Camboya. “Me había ido de vacaciones, pero nunca había viajado. A partir de ahí me interesó la lectura, conocer otros países y dije: ¡Tengo que echarle un vistazo al mundo! Nunca pensé en un blog, simplemente decidí que por lo menos una vez al año debía irme. Fue un proyecto de vida”, agrega.

China, sacudió aún más sus ganas de contar historias y lanzarlas al ecosistema digital, por ello, durante sus 40 días de visita al gigante asiático en 2010, grabó, editó y luego lo compartió, por primera vez, en su canal de YouTube. Esa constituyó la punta del iceberg que con el tiempo y un empujón de los propios dueños del medio audiovisual, creció tanto que hasta en Cuba a las personas le resulta conocido su físico y lo saludan como si lo hubiesen visto toda la vida.

“Me reconocen y eso es muy lindo, gracias al Paquete, un fenómeno sociocultural muy interesante. Me hace feliz que la familia se reúna en una sala para ver mis videos. En otros países mis contenidos ayudan al viajero a organizar su viaje, acá viajan de forma virtual a través de mí.

“Cuba es un país que sacude, esa alegría que los caracteriza, su manera de bailar. Hay muchas cosas que nos une como región, porque vivimos en una misma área continental”, agrega, y los demás colegas de equipo hacen señas de estar contra reloj, mas él sigue compartiendo historias.

Para Alan existe diferencia entre viajar e ir de vacaciones, ninguna de las dos pueden coexistir en el mismo plato, ni diluirse una con otra: “Es como ver cine o ver una película dominguera. Te vas de vacaciones para descansar, desconectarte y relajarte. En cambio, viajar es parte de la formación personal y laboral de la gente. Cómo aplicas tu viaje al crecimiento tuyo ya sea en el plano personal o en el profesional, ese resulta el gran contraste. El secreto está en el viajero y no en el lugar”.

Actualmente miles de comunidades de consumidores de todo el mundo se reúnen virtualmente, de forma síncrona y asíncrona, para el intercambio de información y experiencias sobre destinos y respecto a sus productos turísticos. Para ello utilizan tecnología de interactuación social, es decir herramientas como blogs y comunidades de viajeros y ponen en constante reto a las agencias de viajes tradicionales, las cuales hoy siguen viendo peligrar su supervivencia.

Cienfuegos no solo le enseñó al Superman hispano de las redes sociales su belleza física, anatómica, que la distingue del resto, sino que acá tomó clases de baile y degustó una cena bien marinera en el Club Cienfuegos.

“Es una ciudad hermosa arquitectónicamente, la cual ofrece una variante diferente a lo que uno ve en Cuba. Muy tranquila, de gente amable (…) La felicidad está en donde uno quiere, en donde hagas lo que amas y te sientas realizado, y eso, a veces, significa cambiarte de ciudad, de país… No hay una fórmula específica, pero cuando uno se sienta en este parque o juega un poco de fútbol con los niños, piensas que la felicidad está en ciudades pequeñas…”.

“Cuba es un país que sacude, esa alegría que los caracteriza, su manera de bailar”, dijo Alan a esta periodista. / Foto: Karla
Noticias relacionadas
Share

7 comentarios en “Alan x el Mundo: filma a Cienfuegos

  1. Gracias Alan por visitar nuestra hermosa isla, cuando hiciste el reportaje de cuba se me salieron las lagrimas y mas en Cienfuegos, que es la ciudad mas bella de cuba e igual que su gente, pues pude conocer el país a través de ti, gracias sigue así, te sigo todas las semanas

  2. ALAN!! Muchas gracias por venir a nuestro país, casi se me salen las lágrimas con tu post sobre nuestra islita. Eres muy sincero. Espero que la hayas pasado super bien. Los cubanos nos orgullecemos al darte la bienvenida. Eres muy seguido por todos nosotros, mientras tanto te seguimos en el paquete. Eres lo máximo. Nunca dejes de viajar. Cuba y los cubanos te amamos.

  3. Cuando me enteré que Alan estaba en Cuba me emocioné de verdad, lo sigo y me encanta, viajo con sus videos, vivo en Sancti Spíritus, Cuba, ojalá y hubiera pasado por aquí, gracias por existir Alan.

  4. Podría jurar que fue él el que pasó por la biblioteca el lunes en la tarde; ojalá haya tomado buenas fotos de la Roberto García para enseñar a México y al mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 caracteres disponibles

Share